Un minuto de modales: Cómo conectar con un recién conocido

Un minuto  de modales: Cómo conectar con  un recién conocido

La forma más fácil de conectar es tratando a esa persona como desea ser tratada. Pero, ¿cómo podemos saber eso?, poniendo atención a cada señal mientras interactuamos con ella.
Esas señales son transmitidas a través de su vestuario, de sus expresiones faciales, de su lenguaje corporal, de sus modales, de la manera de saludar, del espacio físico que ocupa y de sus temas de conversación.
Para tener éxito, enfócate en la persona y descubre lo que te hará conectar:
¿Es informal o formal en sus modales y conversación?
¿Frunce el ceño o sonríe durante la conversación?
¿Establece contacto visual? ¿Se siente cómoda cuando la miras a los ojos?
¿Proyecta un lenguaje corporal que invita a conversar?
¿Su atuendo es conservador, moderno, informal, elegante o descuidado?
¿Es una persona positiva, negativa, irritada, distraída, entusiasta o un “hater”?
¿Es puntual o impuntual?
Si estás en su espacio físico (casa u oficina), fíjate qué exhibe y si luce organizado o desorganizado. Todo lo que observes te ayudará a conocer mejor a esa persona y la forma idónea de abordarla. Enfócate, recolecta información, identifica valores, pon atención, muestra interés y respeto. ¡Ya estás conectado!