Tratan desviar curso de incendios

Tratan desviar curso de incendios

POR ELÍAS RUIZ MATUK
Las autoridades lograron penetrar ayer al área de los incendios forestales, especialmente por la zona Noroeste de la cordillera Central, a donde llevaron 58 brigadistas que hacen una trocha para canalizar el incendio hasta los ríos San Juan y Guácara.

El coordinador de las Operaciones, general Miguel Antonio Sención Peguero,  dijo que este viernes otros 50 brigadistas serían colocados en la zona  para combatir por tierra el incendio.

«Estamos combatiendo con el personal de tierra las áreas del río Guácara y río San Juan, hemos trasladado 58 brigadistas y pensamos trasladar otros 50, para disipar el «colchón de humo», que hay en la zona afectada», expresó Sención Peguero por vía telefónica.

Dijo que las copas de los pinos están quedando verdes, luego de las acciones que se han llevado a cabo.

Sención Peguero había dicho que se hacen los esfuerzos, también, por trasladar alrededor de 100 hombres desde la provincia de San Juan hasta Sabana Vieja y Laguna Verde con el fin de abrir la referida trocha.

«De ser exitosa la operación, explicó, en las próximas 48 horas el fuego podría ser eliminado», reiteró.

Los helicópteros de las Fuerzas Armadas y la Aviación venezolana del tipo Cougar, no habían podido penetrar debido a la humareda y tuvieron que devolverse hacia Manabao, desde donde  los helicópteros se abastecen de agua desde una represa temporal hecha en la cabecera del río Yaque del Norte a la altura de la ciénaga de Manabao, donde facilitan sus operaciones.

Aunque fueron instaladas dos cisternas en el valle de Bao para poder combatir el incendio en el sector norte de Macutico, las condiciones meteorológicas no permitían la acción.

Sención explicó que el punto de reabastecimiento de combustible para los helicópteros se instaló en Jarabacoa, para hacer más eficiente la línea de lo que denominó «sostenimiento operacional».