Tranquilidad vuelve a frontera; reabrieron ayer los consulados

Tranquilidad vuelve a frontera; reabrieron ayer los consulados

Comendador, Elías Piña.- La reapertura de los cinco consulados dominicanos que funcionan en Haití ha generado alegría y tranquilidad en los sectores comercial, económico, social, religioso y profesional de este municipio.

El cierre de los mismos, dispuesto por el Gobierno dominicano a raíz que grupos de haitianos atacaran dichas edificaciones, arrancaran la bandera nacional y la destruyeran, generó gran inquietud e intranquilidad en el entendido que, de continuar esas acciones, el tradicional mercado binacional corría riesgo de desaparecer.

Luego de varios días cerrados por los conflictos que se han originado a raíz de la sentencia 168-13, emitida por el Tribunal Constitucional dominicano, los cinco consulados dominicanos en Haití fueron reabiertos ayer desde las 8:00 de la mañana, por disposición del presidente Danilo Medina Sánchez, a través del canciller, arquitecto Andrés Navarro.

 

Ayer lunes, el mercado binacional se desarrolló en completo orden y asistieron miles de haitianos que bien temprano cruzaron el río Carrizal, para intercambiar mercancías de diferentes tipos con dominicanos.

Ahora con dicha reapertura, cada lunes y viernes, las autoridades militares, especialmente del Cuerpo Especializado de Seguridad Fronteriza Terrestre -Cesfront-, tendrán que redoblar la vigilancia en todo el perímetro de Carrizal, para garantizar que el ciento por ciento de los haitianos que ingresen a este municipio retorne a su país.

Tranquilos. Comerciantes consultados en relación a la reapertura de las sedes diplomáticas en Haití, expresaron su satisfacción y alegría por la medida, e informaron que el cierre del mercado binacional el pasado lunes 9 dejó pérdidas millonarias al comercio local y a dominicanos que no pudieron comercializar mercancías con haitianos.

Antonio Turbí, propietario de un pequeño colmado, manifestó su esperanza que la tensión que se registra entre Haití y República Dominicana sea superada lo antes posible porque el mercado binacional, que se celebra desde hace más de 20 años los lunes y viernes de cada semana, se ha convertido en la principal actividad económica.

Agregó que no solo se benefician los propietarios de establecimientos comerciales, sino los propietarios de vehículos, motoconchistas, vendedores ambulantes y personas que rentan casas y habitaciones para almacenar mercancías a haitianos y dominicanos.

Anse-Au-Pitre Las operaciones de los consulados se desarrollaron en un ambiente de cordialidad, bajando la tensión vivida por ambos pueblos vecinos en los últimos meses.

Los servicios consulares iniciaron ayer en este poblado de Anse-Au-Pitre, donde los que demandan los visados esperaban con ansias que se reanudaran las interrumpidas relaciones entre Haití y República Dominicana.

La cordialidad se observó entre ambos pueblos, donde el ambiente era ameno y la gente mostraba su satisfacción y agrado. Tanto los haitianos como los dominicanos estaban conformes por el reinicio del proceso bilateral.

Sin embargo, a falta de la autoridad municipal en Pedernales aún no se ha reiniciado el interrumpido intercambio doméstico comercial, después que en el mes de enero haitianos y los dominicanos se enfrascaron en una pelea a pedradas y amenazas, así como secuestro del personal consular y de pescadores.