Sepultan abogado Silié Gatón

Sepultan abogado Silié Gatón

Sobre el nicho de los restos de su esposa, Vaganiona Ruiz de Silié, fallecida en 2012, fue sepultado al mediodía de ayer el cadáver del doctor José Antonio Silié Gatón, en el Cementerio Nacional de la avenida Máximo Gómez. Su legado fue el consuelo al dolor por la pérdida del último de cinco varones de la familia Silié Gatón y al que le sobreviven tres hermanas, todas profesoras, vocación a la que su sobrino y ahijado, el embajador en Haití, Rubén Silié Valdez, atribuyó que la familia “abrazó un sentido moral muy temprano”.

La tristeza era notoria en los rostros de todos sus familiares, sus tres hijos José Arturo, Gustavo Adolfo y Luz Celeste; amigos y personalidades del ámbito del magisterio, labor que desempeñó por 47 años en la Universidad Autónoma de Santo Domingo.

Silié Valdez lo definió como “un hombre de gran sentido humano y modales muy exquisitos, cordiales, sumamente respetuoso, que sabía tratar al prójimo, de entrega al trabajo, su escritura y sus libros”, descripción que avalaron los demás familiares y amigos, además de “humanitario y solidario”.