Schroeder rechaza modelo liberal Blair

Schroeder rechaza modelo liberal Blair

BERLIN (AFP) – El canciller alemán Gerhard Schroeder rechazó este martes en Berlín la visión más liberal de Europa pregonada por el primer ministro británico Tony Blair. «Hay que preservar a nivel europeo un modelo social y de sociedad particular que se está desarrollando en el continente (…)», dijo el jefe de gobierno alemán en un discurso pronunciado con motivo de la presentación de un libro del veterano político socialdemócrata Erhard Eppler, de 77 años.

Aquéllos que «por motivaciones populistas o por egoísmo nacional» quieren «destruir este modelo serán los culpables de ir contra los deseos y los derechos de las generaciones futuras», agregó el canciller socialdemócrata, sin mencionar al primer ministro británico ni a la actitud que tuvo Blair la semana pasada en Bruselas durante la última cumbre de jefes de Estado y de gobierno de la UE.

Según Schroeder, no puede caber ninguna duda en la elección del camino más adecuado.

«Necesitamos una Unión Europea. Sólo podremos superar los desafíos nacionales e internacionales con una Europa unida», subrayó.

«¿Cómo podremos proteger las normas sociales que hemos conquistado en Alemania frente al dumping salarial y la supresión de los derechos de los trabajadores?», se preguntó.

«Sólo cuando actuemos juntos en Europa con una política común y no nivelando todos los derechos al escalón más bajo en un gran mercado interior», se respondió.

El canciller lanzó igualmente un llamado de atención a su rival Angela Merkel, candidata a la cancillería de la democracia cristiana (CDU/CSU), con miras a los comicios legislativos anticipados de septiembre próximo.

«Aquellos que hablan en nuestro país de una ‘excesiva extensión interior’ de Europa manifiestan la pusilanimidad de los cobardes, bajando el espinazo ante el primer viento en contra», afirmó Schroeder, haciendo referencia a un reciente debate en el Bundestag.

El pasado 16 de junio, Merkel dijo en el parlamento alemán que «se tiene la impresión de que Europa no tiene fronteras, tanto en su profundidad como en su amplitud».

Schroeder y Merkel protagonizaron ese día su primer debate público desde el anuncio de la candidatura de la presidenta democristiana a la cancillería. El lunes, tras la cumbre de jefes de Estado y de gobierno de la UE en Bruselas, Merkel deploró que no hubiera sido tratada en la reunión el tema de la ampliación europea.