Santiago pide mayor seguridad

Santiago pide mayor seguridad

Santiago. A pesar de que las autoridades de la provincia han realizado esfuerzos por combatir la inseguridad del entorno del centro histórico de la ciudad, nuevamente empresarios, el arzobispado, Edenorte y vecinos de la zona lanzan su voz de alarma por el robo constante de los cables eléctricos, lo que afecta la iluminación del área.

Esta semana el entorno del Arzobispado, la Catedral y el Parque Duarte, lugares de gran atractivo turístico y por donde circulan diariamente cientos de personas en horas nocturnas, ha quedado a oscuras por el robo de todos los cables.

“La seguridad del centro histórico está sumamente floja. No se está viendo la seguridad en un casco urbano donde no se puede dar el lujo de estar a oscuras. Se están robando todos los cables del entorno y ese es un problema que la Policía Nacional debe dar respuestas. Yo creo que es importante que las autoridades respondan”, dijo Carlos Lora, expresidente de la Asociación de Comerciantes del Centro Histórico.

Dijo que la seguridad de esa zona debe ser una prioridad para la Policía porque pretenden vender a Santiago como un destino turístico y seguro.

“Tanto de noche como de día toda la zona debe ser cuidada. Mi preocupación es que esa zona esta huérfana y entiendo que la empresa Edenorte es una de las afectadas y que por el robo está perdiendo miles de pesos por la constante colocación de estos cables”, manifestó Lora.

Carlos Santana, canciller del Arzobispado, pidió que refuercen la seguridad porque la oscuridad permite que los malhechores se adueñen del espacio.