Sale del olvido  esposa de Einstein

Sale del olvido  esposa de Einstein

BELGRADO.  EFE.  Una exposición en Belgrado dedicada a la física serbia Mileva Maric (1875-1948), la primera esposa de Albert Einstein, ha despertado el interés de los serbios por la contribución de esa mujer a la obra del gran científico.

La muestra, organizada con motivo del 60 aniversario de la muerte de Maric, lleva el título “Somos Einstein” (“Somos una piedra”, en alemán), su respuesta cuando se le preguntaba por qué no firmaba artículos científicos junto a su esposo. Un documental presentado en la exposición, que se prolongará hasta finales de julio, cuenta la vida de Maric (1875-1948), que conoció a Einstein en la Politécnica de Zúrich, donde era la única mujer estudiante y una de las pocas del mundo a finales del siglo XIX.  La exposición enfoca el período de su vida en común y usa el material del libro “Mileva y Albert Einstein”, de Djordje Krstic, autor que desde hace varias décadas trata de establecer la verdad sobre la contribución de la mujer del científico en las teorías cruciales del siglo pasado.

Los visitantes de la muestra pueden ver el documental en un banquillo para dos, similar a uno en el que solían sentarse Mileva y Albert en los años de juventud y el amor para hablar de los estudios y de temas que trajeron luego un cambio planetario en la ciencia. En dos paneles de cristal presentan fotografías y fragmentos de las cartas que muestran el inicio, el desarrollo y el fin de su amor.