Revelan privilegios en contratos de jugadores de Grandes Ligas

Revelan privilegios en contratos de jugadores de Grandes Ligas

POR ROD BEATON
Del USA Today

Los contratos en el béisbol de las Grandes Ligas pocas veces suelen ser simples, frecuentemente pidiendo bonos, incentivos o cláusulas. Veamos algunos de los contratos más peculiares:

Carlos Beltrán, New York Mets.El contrato de US$119 millones del boricua exige que los Metros alquilen una «máquina de mejoramiento ocular», una máquina de pitcheo que tira bolas de tenis, numeradas y a color, hasta a 150 millas por hora. Beltrán también tiene una suite de lujo para 15 personas en cada juego en casa.

Kevin Brown, New York Yankees.El contrato, que los Yanquis heredaron de los Dodgers de Los Angeles, incluye 12 viajes ida y vuelta y transporte terrestre a su casa en Macon, Georgia.

Phil Nevin, San Diego Padres. El primera base recibe una membresía en un country club local.

Mike Piazza, New York Mets.  El receptor recibe un palco de lujo en el Shea Stadium por 40 partidos, y si los Metros consiguen un nuevo estadio, tendrá una suite por 81 partidos.

Sidney Ponson, Baltimore Orioles. El derecho tiene una cláusula de peso que le exige no subir por encima de las 265 libras.

Albert Pujols, St. Louis Cardinals. Pujols debe viajar a su natal República Dominicana cuatro veces al año como representante de los Cardenales.

Hideki Matsui, Yankees, e Ichiro Suzuki, Seattle Mariners: Transporte ida y vuelta a Japón, pagado por sus equipos.

Algunos contratos llevan a que el pelotero reciba bonos por ganar premios presentados por la prensa como son el Sporting News, Baseball America y Prensa Asociada.

Otros contratos también nombran a la agencia United Press International (UPI), que dejó de entregar premios hace años.

VERSIÓN DIONISIO SOLDEVILA BREA