Resaltan los atributos de CapCana

Resaltan los atributos de CapCana

POR LEONORA RAMÍREZ S.
La República Dominicana está preparada para ofrecer un turismo inmobiliario de calidad, manifestó Ricardo Hazoury, presidente del consejo del grupo Cap Cana, la empresa que desarrolla un proyecto en Higüey, La Altagracia.

El empresario, que ofreció sus declaraciones en el almuerzo del Grupo de Comunicaciones Corripio, refirió que el turismo de todo incluido ha hecho grandes aportes al país, pero la propuesta debe diversificarse, «de hecho, otros grupos económicos ya se han ido por esa vía».

El turismo inmobiliario no es más que la venta de lotes de terreno donde los propietarios construyen viviendas que se relacionen con las características del complejo, pero en la primera etapa de Cap Cana se construirán también tres hoteles. «La hotelería es un soporte al desarrollo inmobiliario porque le da valor a todo el proyecto. Pero la idea es que la República Dominicana ha alcanzado un gran atractivo turístico a nivel mundial, por el buen trabajo que se hizo con la modalidad de todo incluido.

«Pero ya es lo suficientemente atractiva para que venga la inversión de más calidad, el inversionista que quiera venir a comprar inmuebles, viendo al país o a Cap Cana como buen destino inmobiliario», precisó.

Cap Cana, que tiene una superficie de 120 millones de metros cuadrados, y 5.5 kilómetros de playas, tendrá una inversión a largo plazo de aproximadamente US$1,500 millones; está situado en el Este del país, a diez minutos del aeropuerto de Punta Cana.

Hazoury expresó que el plan se presentó al mercado hace tres años, luego de que inversionistas locales y extranjeros compraran los terrenos al grupo Costa Sur. Los Hazoury tienen una participación accionaria de 35%.

El proyecto tiene tres etapas, pero en la primera se intervinieron 25 millones de metros cuadrados, que son nueve kilómetros de costa, bajo el concepto inmobiliario, expresó el empresario.

Respecto al financiamiento, expresó que han tenido apoyo de la banca dominicana, hasta donde las regulaciones monetarias se lo han permitido.

Pero los préstamos internacionales han sido casi nulos debido a las negativas valoraciones riesgo país que tiene la República Dominicana en el extranjero.

«El financiamiento internacional que tiene, más que el proyecto en sí, lo ha tenido el grupo con la constructora que utiliza fondos del Eximbank (Banco de Exportaciones e Importaciones de Estados Unidos)».

PLAN EN CONJUNTO

Víctor Cabral, presidente de Cap Cana, dijo que el complejo está basado en tres fases. La primera, que se completó en un período de tres años, se inaugurará en marzo del 2005 con la apertura del club de playa.

Como parte de las obras de esa etapa se instaló una marina con 187 atracaderos (que se aumentarán a 1,000 en el transcurso de los años), y un campo de golf con doce hoyos mirando al mar, de los cuales ya se prepararon nueve.

«A fines de este mes vamos a dar apertura al Club Caletón, a una playa privada para los fundadores del proyecto (que son 60, y en su mayoría dominicanos), áreas de Spa y salones de reuniones. Pero además, carreteras interiores y la vía principal, hecha por el grupo, que comunica con el aeropuerto internacional Punta Cana».

De acuerdo a las proyecciones del grupo la segunda fase se completará en seis años y la tercera en siete.

Se estima que Cap Cana estará listo en los próximos diez años, al cabo de los cuales tendrá 5,000 unidades residenciales y 3,000 habitaciones hoteleras. El resort incluye tres campos de golf de la firma Jack Nicklaus.

La base del complejo turístico será la marina. El Gran Canal (con casi noventa metros de ancho y cinco metros de calado) tendrá tiendas de lujo, restaurantes de alta cocina y hoteles cinco estrellas.

El desplazamiento en este canal se realizará mediante botes ecológicos llamados «vaporetos», un sistema concebido para el traslado de los visitantes.

La obra se edificará en tres partes, con una inversión de US$96 millones. De acuerdo a los ejecutivos de Cap Cana, será la única con servicios completos en un radio de 400 kilómetros entre las islas Turcos & Caicos y Puerto Rico para embarcaciones de tamaño diverso, incluyendo las de más de 150 pies.

Asimismo, se proveerán servicios de mantenimiento y contará con autoridades portuarias y de aduanas.

Entre las firmas aliadas al grupo se citan a Jack Nicklaus, Coastal Systems Internacional, Incorporated, International Marinas, Weitz Golf International, GVA, EDSA, Troon Golf y Stewart.

Y del país, los arquitectos Oscar Imbert y Antonio Segundo Imbert, y las diseñadoras de interiores Patricia Reid Baquero, Alexandra Guzmán, y Sandra Ehlert.

¿TODO INCLUIDO? ADIOS AL TODO INCLUIDO

Cabral manifestó que en Cap Cana no habrá todo incluido, lo cual permitirá que aproximadamente 1,000 habitaciones que vamos a tener en la primera etapa, el que la pague, quedará libre para hacer lo que quiera.

Sin denostar el todo incluido, el empresario dijo que «la tendencia en la zona es que debemos de ir al turismo de calidad, que es mucho mejor económicamente, y el turista gasta más en el país y va a gastar mas en el país.

«De las 26,000 habitaciones del Este, las 25,000 son del todo incluido, modalidad que ha sido un detonante para el crecimiento del turismo, tiene la desventaja de que acapara a los visitantes».