Renuncia de Benedicto XVI abre puerta a muchos aspirantes

Renuncia de Benedicto XVI abre puerta a muchos aspirantes

CIUDAD DEL VATICANO. AP.  La renuncia del papa Benedicto XVI abre la puerta a una amplia gama de posibles sucesores, desde el conservador cardenal de Milán hasta un aspirante de Ghana y varios latinoamericanos. Pero no debe esperarse un cambio radical en el rumbo de la Iglesia Católica: Benedicto XVI nombró a la mayoría de los cardenales que escogerán a su sucesor entre sus propias filas.   

No hay un claro favorito, aunque varios candidatos destacados han sido mencionados a lo largo de los años como “papables”.   

Así las cosas, ¿Regresará el papado a un italiano después de tres décadas en manos de un polaco y un alemán? ¿O merece América Latina, donde vive el 40% de los 1,200 millones de católicos del mundo, un representante al frente de la Iglesia?    ¿Se tomará en cuenta a un cardenal más joven, ahora que los futuros papas pueden sentirse más libres para renunciar? ¿O escogerán a un cardenal experimentado para otro papado “de transición”?   

Los más de 110 cardenales menores de 80 años que pueden votar sopesarán estas interrogantes y muchas más cuando se encierren en la Capilla Sixtina el mes próximo para escoger al sucesor, un cónclave que probablemente escogerá a un nuevo líder antes de Semana Santa.    Algunos dicen que la renuncia de Benedicto XVI representa una oportunidad para escoger a un pontífice de Africa o América Latina, donde el catolicismo tiene  fuerza.     

También es probable que el próximo Papa no altere el rumbo de la Iglesia, aunque las sorpresas son posibles.     

Un puñado de italianos cumplen los requisitos, el principal entre ellos el cardenal Angelo Scola, arzobispo de Milán.

Zoom 
Destruyen objetos

 El anillo papal y otros poderosos emblemas de autoridad de Benedicto XVI serán destruidos, de la misma forma en que se hace tras la muerte de un pontífice, al tiempo que el Papa en retiro vivirá en un monasterio en los jardines del Vaticano y probablemente incluso deje de escribir textos teológicos.   

La jerarquía eclesiástica se esforzó el martes en dejar bien claro que, para el papa Benedicto XVI, el retiro significa justo eso.    El vocero principal del Vaticano, el padre Federico Lombardi, afirmó explícitamente que el pontífice de 85 años no influirá en la elección de su sucesor.