Recuerdan golpe militar de 1973

 Recuerdan golpe militar de 1973

SANTIAGO DE CHILE,  (EFE).- Los chilenos conmemoraron ayer el 34 aniversario del golpe militar que el 11 de septiembre de 1973 derrocó al presidente Salvador Allende, primero sin la presencia del dictador Augusto Pinochet, fallecido en diciembre del año pasado.

La policía detuvo a 32 personas durante incidentes esporádicos ocurridos en el centro de Santiago después de finalizados los actos programados por el gobierno, organizaciones políticas y sociales y simpatizantes de Pinochet. Sin embargo, la intendenta de Santiago, Adriana Delpiano, dijo a periodistas que la conmemoración transcurrió en un ambiente de relativa tranquilidad, comparado con la de años anteriores.

La izquierda recordó en las calles al fallecido mandatario socialista y a los caídos en la asonada militar, mientras quienes apoyaron el golpe celebraron misas y el gobierno de Michelle Bachelet rindió homenaje a las víctimas.

Paradójicamente, en una misa celebrada por el Ejército en la Escuela Militar, el nombre de Pinochet, que además de haber encabezado una cruenta dictadura (1973-1990), comandó la institución durante 23 años (1973-1998), no fue mencionado.

Bachelet, tras depositar flores ante una placa que recuerda a Allende en el lugar donde murió, en La Moneda, abogó por un Chile “más justo y democrático”, en una ceremonia en la que estuvo acompañada por Carmen Paz Allende, una de las hijas del gobernante, y Marcia Tambutti, una de sus nietas. “Que este 11 de septiembre sea nuevamente un compromiso de todos nosotros para ese Chile mejor, más democrático, más justo, más humano y más libre que todos queremos”, afirmó Bachelet.

“Este es un día de conmemoración, de reflexión. Hace 34 años en nuestra patria hubo sucesos que terminaron con la democracia y además con la vida de muchos compatriotas”, añadió y destacó también que Allende, “entregó su vida por la dignidad, por la democracia y por la patria».

La mandataria, junto a otras autoridades e invitados, participó además en La Moneda en una liturgia ecuménica en memoria de quienes murieron ahí, en defensa de la democracia, hace 34 años.