Qué se dice

Qué se dice

Doña Zoila al ataque.- No sé si la defensa del medio ambiente y los recursos naturales se encuentra entre las atribuciones de la Defensora del Pueblo, la doctora Zoila Martínez Guante, pero en lo que se averigua el caso la funcionaria reclamó a Falcondo un pronto plan de reforestación de las lomas La Peguera y Ortega, deforestadas y degradadas por la actividad minera. El emplazamiento abre otro frente hostil a la actividad de la empresa canadiense en el país, donde lleva mas de medio siglo operando, y coincide con la “aclaración” pública de su principal funcionario, David Soares, de que la empresa no contempla recurrir al arbitraje internacional si no consigue su propósito de explotar Loma Miranda. “En los mas de cincuenta años que tenemos en el país, nosotros nunca hemos tenido problemas con el gobierno dominicano que no hayamos resuelto mediante la conversación y el entendimiento, por lo que aseguramos que con el caso de Loma Miranda no será diferente”, dijo el ejecutivo en un comunicado público. La “aclaración” se caía de la mata dado que, en las presentes circunstancias, hablar de recurrir a un arbitraje internacional suena a presión y chantaje, lo que necesariamente alejaría aún mas a la empresa de su objetivo. La sorpresiva subida al escenario de doña Zoila podría considerarse un episodio anecdótico ilustrativo de las dificultades que ha enfrentado la empresa en su interés de explotar Loma Miranda, y hasta es probable que a alguien se le ocurra impugnar su reclamo cuestionando su competencia sobre la materia. Pero sería un gran error subestimar la vehemencia de la vehemente funcionaria, valga la redundancia, que puede resultar un incordio mucho peor que los curas y obispos que se han cogido ese pleito para ellos.