Pujols volvió a estar explosivo y Rivera hermético en el montículo

Pujols volvió a estar explosivo y Rivera hermético en el montículo

Houston, (EEUU),  (EFE).- La figura del toletero dominicano Albert Pujols volvió a brillar de manera especial con el bate y la del cerrador panameño Mariaro Rivera desde el montículo para convertirse en los peloteros latinoamericano más destacados de la jornada del béisbol de las Grandes Ligas.

Pujols y su compatriota el campocorto Rafael Furcal volvieron a ser la clave que permitió a los Cardenales de San Luis ganar 8-4 a los Cerveceros de Milwaukee y completar la barrida de una serie de tres juegos. Pujols pegó jonrón y un grand slam contra el abridor mexicano Yovani Gallardo para ser el auténtico verdugo de los Cerveceros que vieron como por segundo partido consecutivo el bate dominicano les iba a dejar con la derrota.

 El toletero quisqueyano, que se fue de 4-4 con cinco carreras impulsadas y tres anotadas, pegó su primer jonrón del partido en el episodio inicial, sin corredores en base, pero en el tercero recetó la misma medicina y esta vez con hombres ocupando las bases.

 Pujols, que llegó a los 34 jonrones en lo que va de temporada, consolidó su condición de líder en la Liga Nacional, además de pegar el cuadragésimo segundo grand slam de su carrera Furcal, como había sucedido en el partido de la jornada anterior también pegó jonrón, el quinto con los Cardenales, y lo hizo en el primer turno al bate del partido contra Gallardo.

 El campocorto dominicano ha pegado cuatro jonrones contra los Cerveceros desde que fue traspasado a los Cardenales por los Dodgers de Los Ángeles el pasado 31 de julio.

Una vez más también la figura de Rivera surgió en los momentos más tensos y claves del partido para silenciar a los bateadores estelares de los Medias Rojas de Boston y asegurar la victoria por 4-2 de los Yanquis de Nueva York. Rivera ponchó a al primera base mexicano Adrián Gonzalez con dos «outs» en la pizarra del noveno episodio y las bases llenas de corredores de los Medias Rojas.

 Antes el receptor Russell Martin, en la parte alta de la séptima entrada, pegó doble impulsador de dos carreras, incluida la de la ventaja que anotó el venezolano Jesús Montero, que hizo su debut con los Yanquis como bateador designado para irse de 4-0. Rivera salió en el noveno para ser el sexto lanzador de los Yanquis y aunque permitió que se le llenasen las bases con un hit y dos bases por bolas, al final mostró su clase, control y experiencia para retirar a González y asegurar la victoria con el trigésimo sexto salvamento de la temporada.

No tuvo su mejor control ni lanzó la mejor pelota, pero supo hacer el trabajo y recibir la ayuda necesaria que permitió al abridor dominicano Ervin Santana ganador. Santana se combinó con tres relevistas para conseguir la victoria en el partido que los Angelinos de Los Ángeles ganaron por 4-3 frente a los Marineros de Seattle. Santana (11-9) lanzó seis entradas y dos tercios para espaciar cuatro imparables con tres carreras limpias permitidas, dio siete bases por bolas y sacó cinco bateadores por la vía del ponche.

 El lanzador derecho dominicano tuvo ya una ventaja de 3-0 en el primer episodio, pero no estuvo el mismo control de las últimas salidas al montículo, al que llegó con marca de 6-1 y 2,06 promedio de efectividad con tres juegos completos en nueve aperturas. Además había conseguido 4-0 con 1,68 de carreras limpias permitidas en las últimas cuatro salidas que tuvo de visitante.

Santana no tuvo el mejor control de sus lanzamientos y dio siete bases por bolas, la peor marca en lo que va de temporada, que iban a resultar en dos anotaciones, además de reducir su presencia en el montículo a seis entradas y dos tercios, la más corta desde que trabajó seis episodios y un tercio, el pasado 16 de julio. Su compatriota el veterano abridor Miguel Batista recordará el inicio del mes de septiembre del 2011 como la jornada en la que lanzó pelota ganadora para los Mets de Nueva York que vencieron por 7-5 a los Marlins de Florida y se quedó con su triunfo número 100.

Batista trabajó seis entradas con eficacia y recibió el apoyo del tercera base David Wright que pegó sencillo de dos carreras en el tercer episodio cuando los Mets abrieron el camino del triunfo al conseguir racimo de cuatro anotaciones. El veterano abridor de 40 años, que hizo su primera apertura desde el pasado 22 de abril, cuando estaba con los Cardenales, espació seis imparables, permitió dos carreras limpias, dio tres bases por bolas y abanicó a tres bateadores.

Batista, que lleva 17 temporadas en las Grandes Ligas (100-112) y se convirtió en el tercer lanzador en activo para lanzar al menos con 10 equipos diferentes, entró en la rotación en el puesto del lesionado Jonathon Niese y ayudó a los Mets a conseguir marca de 4-1 en las series contra los Marlins.

Otro lanzador latino, el cerrador mexicano Joakim Soria, aseguró la victoria de los Reales de Kansas City que se impusieron por 11-8 a los Tigres de Detroit. Soria lanzó perfecto el noveno episodio para sacar los tres últimos «outs» después de realizar 11 lanzamientos y siete fueron «strike», que le permitieron asegurar la victoria y llegar al vigésimo quinto salvamento de la temporada.

A pesar de la derrota, el venezolano Magglio Ordóñez, que volvió a salir de titular en el jardín derecho, fue el líder del ataque de los Tigres al irse de 4-3, incluido el quinto jonrón de la temporada, impulsó tres carreras y pisó dos veces la registradora.EFE