Precio petróleo complica
el manejo de la economía

Precio petróleo complica <BR>el manejo de la economía

POR MARIO MENDEZ
El nivel de cerca de 45 dólares el barril alcanzado ayer por el precio del petróleo en Nueva York y el temor de que continúe incrementándose, complica seriamente el manejo de la política económica del país, se advirtió ayer en círculos económicos.

El problema no sólo está, según se explicó, en que con los precios a ese nivel, la factura petrolera podría absorber al año una suma superior a los 2,000 millones de dólares, que es prácticamente todo lo que genera el turismo.

También está el problema de que, como se da por un hecho que el nuevo gobierno focalice el subsidio del gas licuado de petróleo, que el ajuste de precio que habtía que hacer al GLP que consumen los sectores de transporte e industrial, será muy fuerte y tendrá un enorme impacto sobre el nivel general de precios.

Hay quienes plantean que a los precios internacionales del petróleo actuales, el subsidio al GLP ya debe ascender a alrededor de 40 pesos por galón.

Se cree que la situación que generarán los nuevos niveles de los precios internacionales del petróleo será muy delicada, tanto en lo que respecta al comportamiento de la balanza de pagos, como al comportamiento de los precios internos.

Se ha planteado que un aumento de un dólar en el precio internacional del petróleo aumenta la factura petrolera entre 50 y 55 millones de dólares al año.

Esto quiere decir, según se explicó, que el aumento del precio del petróleo de 40 a 45 dólares en las últimas semanas, representará un aumento de la factura petrolera de por lo menos 250 millones de dólares al año.

La situación es más grave si se toma en cuenta que el presupuesto de la nación para el presente año se basó en un precio que oscilaría entre 30 y 33 dólares el barril.

En los mercados internacionales se está apostando a un precio internacional del petróleo que oscilaría entre 50 y 60 dólares el barril.

En los niveles de los precios del petróleo están incidiendo tanto un aumento de la demanda, sobre todo generada en el alto crecimiento de la economía china, como dificultades y limitaciones que enfrentan varios países que suministran crudo.

En los próximos días la sección económica del periódico ofrecerá varios trabajos que darían una explicación sobre el comportamiento actual del mercado y sobre la posibilidad de que la etapa del petróleo barato haya terminado.

El impacto de los precios del petróleo se sentirá con en la República Dominicana con más fuerza que en muchos por otros países, porque los programas para sustituir el petróleo por otras fuertes energéticas son muy limitados en el país, además de que no se ha emprendido un amplio programa de ahorro de energía.

El ahorro de petróleo se está logrado ahora a través de la los apagones, que es una medida trastornadora de todo el desenvolvimiento económico y social del país.

Se plantea que el país debió aplicar un programa racional de energía, junto a un serio programa de sustituir del petróleo por otras fuentes alternativas.