Ponen en marcha nuevo modelo de crédito agrícola

<P>Ponen en marcha nuevo modelo de crédito agrícola </P>

POR MARIO MENDEZ
Cada año, a pesar de que  el Gobierno a través de la secretaria de Agricultura prepara millares de tareas de terreno y suministra semillas y asistencia técnica a los productores, la mayoría de los pequeños y medianos agricultores se enfrentan a un problema cíclico: falta de financiamiento  para la siembra o altas tasas de interés y dificultades para el mercadeo de las cosechas.

Los productores, propietarios de 20 hasta 60 tareas de terreno, difícilmente dispongan de las garantías que exige la banca comercial para otorgar un crédito, y se ven obligados a recurrir a capitales particulares de alto costo y de baja rentabilidad para el agricultor.

Las dificultades del credito ha entrampado al que se mantiene como productor de distintos rubros, porque ha debido poner su patrimonio personal en riesgo ante el financiamiento y las dificultades y perdidas, lo colocan al borde de la quiebra.

Se explicó que como una estrategia para superar esa situación de los pequeños y medianos productores, especialmente productores de ajo, cebolla y habichuelas, la secretaría de Agricultura está implementando una política orientada a convencer a un grupo de agroempresarios para que a la vez que adquieren las recolecciones de esos rubros, abran un programa de financiamiento a través del Banco Agrícola, para las futuras siembras.

Se indicó que con esta política se está logrando que los pequeños y medianos productores de rubros agrícolas, dispongan de capitales frescos que serán otorgados a tiempo y a bajas tasas, y a la vez tienen asegurado el mercadeo de las próximas cosechas. Son dos soluciones al mismo tiempo, el credito y el mercadeo seguro de la producción.

Las normas de financiamiento, incluyendo procedimientos y tasas se rigen por la política crediticia del Bagrícola.

Se informó que para la próxima siembra de ajo de Constanza, los agroempresarios ya dispusieron de un financiamiento superior a los RD$100 millones, a la vez que adquirieron más de 40 mil quintales

En el caso de las habichuelas, en el valle de San Juan de la Maguana, las agroempresas que participan de este esquema de trabajo conjuntamente con la  secretaria de Agricultura, adquirieron más de 100 mil quintales de la pasada cosecha. Se indicó que de esta manera se está logrando, además de estabilizar los precios y facilitar el mercadeo, que también financiaran con mas de 50 millones la siembra prevista para el mes de noviembre venidero.

La  compra de más de 150 mil quintales  de cebolla, involucra la inversión de RD$ 75.0 en promedio. Ese mismo monto, estará asegurado para a través del Banco Agrícola, financiar las próximas siembras del condimento.

Se planteó que la mayoría de los agroempresarios  que adquieren las cosechas de ajo, habichuelas y cebollas, han participado en antiguos programas de pignoración de cosechas, como resultado de gestiones hechas por el secretario de Agricultura, ingeniero Amílcar Romero.