Opciones de diversión para quienes se quedan en la ciudad

Opciones de diversión para quienes se quedan en la ciudad

Para algunos la diversión está en casa con la familia. Foto: http://chiquieventos.com.do/

 No todo el mundo vive la Semana Santa de la misma forma; hay algunos,  los menos, que lo hacen religiosamente asistiendo a los actos pascuales que organiza la iglesia: misas, viacrucis y ofrendas en cierta actitud de recogimiento para conmemorar cristianamente la  PasiónMuerte y Resurrección de Jesucristo.

Sin embargo esta fiesta tan significativa para los creyentes, tiene para muchos, sabor a viaje y a diversión.

Por eso, la mayoría celebra estos días como sus auténticas vacaciones del año, que quien más y quién menos idealiza en un lugar de palaya con amigos y con un vaso en la mano.  Podría constituir una paradoja, pero lo cierto es que en la Semana Santa, giras, fiestas y excesos en  diferentes órdenes suelen ser lo habitual en este país.

También, hay  un sector de la población que declina viajar y simplemente se queda en casa;  bien porque no le gusten las aglomeraciones; bien porque su  economía no le permita otra cosa. Para ellos está dedicado este artículo.

A estos ciudadanos “atípicos”  trataremos de ofrecerles ideas y algunas opciones en las que invertir su tiempo libre en el caso de que el descanso o la reflexión dejen espacio a la diversión y al entretenimiento.

Ideas para si te quedas en casa. La primera ventaja es que por unos días no habrá tapones ni problemas de aparcamiento por lo que será una delicia transitar por lugares normalmente congestionados; de manera, que conducir, pasear o asistir a cualquier lugar será sumamente fácil y agradable. Sin duda el único punto donde encontraremos mucha gente será en las estaciones de autobús. La Metro y sobre todo Caribe Tours lucirán como hormigueros. Las compañías se afanarán en poner servicios extras para tratar de satisfacer tanta demanda.

Para los que huyen precisamente de eso, les queda una ciudad vacía y a su disposición con un montón de posibilidades lúdicas:

Solo para bohemios. Para los bohemios  que disfrutan de verjas, faroles y el empedrado de la vieja ciudad, está la Zona Colonial con todos sus parques, sus emblemáticas callejas, sus restaurantes y su riqueza cultural. Una excelente posibilidad de cerrar la semana en el mismo área podría ser acudir el domingo a las pintorescas “Noches de Son” en la Ruinas de San Francisco que realiza el grupo Bonyé, donde se puede disfrutar de buena música en directo e incluso bailar al ritmo de los timbales.  Y todo eso mientras miles y miles forman largas filas en las carreteras para la “Operación Retorno”.

Podemos aprovechar para visitar monumentos como el Altar de la Patria, el Faro o el Alcázar de Don Diego Colón.

Para los amantes del aire libre y el buen comer. Para aquellos que les encanta dejarse mecer  por el rumor del mar en las terrazas al aire libre hay múltiples posibilidades, “Malecón 7” ofrece exquisitas parrilladas, Adrián Tropical propone una gran variedad de platos con base en la cocina dominicana; pero a lo largo del malecón hay pizzerías, heladerías, y “chimi-churris”, según gustos y economías.

Buen comer

La Plaza Juan Barón, el Parque de Guibia con áreas de juego, piscinas inflables  y un largo etc. Es el lugar  ideal para  familias con niños. Otros restaurantes recomendados dispersos por la ciudad son: El Mesón de la Cava,  El Conuco, Ristorante La Briciola y  prácticamente todos los de la Atarazana.

Los «cinéfilos». Otro de los encantos de estar en la ciudad en estos días es ir al cine. Con los ojos cerrados se puede elegir sala y película, sin temor a que pongan el cartel de “completo” por mucho que elijamos el estreno más novedoso. Palomitas, refresco, buena compañía y la sala para nosotros… tentadora oferta.

Y si lo que le gusta es el teatro también puede disfrutar desde una representación en el Teatro Nacional o en Bellas Artes, así como en las salas de teatro alternativo como Casa de Teatro, Guloya o Las Máscaras

Quienes aman la naturaleza. Para los amantes de los espacios naturales, la fauna o la flora  proponemos el Acuario Nacional, El Parque Mirador Sur, Parque Nacional Los Tres Ojos, el Jardín Botánico o  El Zoológico.

También los museos constituyen una buena opción cultural, y ésta, bien podría ser la ocasión de visitar alguno. Proponemos el Museo de las Casas Reales, La Atarazana, el Museo del Hombre, el Museo Bellapart y por último el de  la Resistencia Dominicana.

Para quienes disfruten con el shopping, estos días tienen a su entera disposición todos los Malls de la ciudad. Podrán recorrer cada planta y elegir las tiendas de sus preferencia sin soportar aglomeraciones. Entre otros están  Megacentro, Sambil,  Ágora Mall, Plaza Central, Blue Mall,  Galería 360 y Novo Centro.

De noche que te quiero nocturno. Los amantes de la vida nocturna pueden elegir cualquier discoteca de la ciudad y dadas las circunstancias de estos días, casi podrán seleccionar los temas con el D.J. Recomendamos, entre otras, la cueva-discoteca Guacara Taína.

 En estos días, sin prisas, sin tapones, sin el agobiante ruido de las bocinas de los vehículos y sin gente, encontramos a la ciudad serena, bonita y acogedora. Es como si se ofreciera generosa y dispuesta para quien decida quedarse con ella. O tal vez solo se trate de que esta ciudad primada, agradezca la paz de estos días, y devota, sienta el recogimiento de la Semana Santa.