Ola de apagones continuaba ayer

Ola de apagones continuaba ayer

La mayoría de los sectores de Santo Domingo y las principales ciudades del país permanecieron sin energía eléctrica durante toda la noche del viernes y el día de ayer, al agudizarse la crisis en el servicio energético.

La crisis se siente no sólo en los barrios populares de Santo Domingo sino también en los sectores de clases media alta y en las zonas comerciales, donde se registran apagones hasta por 20 horas.

A la inestabilidad en el suministro de energía se une el problema de las altas facturaciones que reciben los clientes de parte de las empresas distribuidoras de electricidad.

Se estima que el déficit alcanza un 50 por ciento de la generación de energía eléctrica, pues la producción está en 738 megavatios y la demanda es de 1,450 aproximadamente.

El adminisdtrador de la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE), César Sánchez, negó el viernes que la situación de inestabilidad se deba a la falta de pago del Estado a las generadoras, sino a crisis entre las empresas manejan el servicio energético.

La crisis energética causó ayer problemas en los principales áreas comerciales de la ciudad y provocó accidentes en los túnes de las avenidas Las Américas y 27 de Febrero.

En la mañana de ayer hubo dos accidentes en el túnel de Las Américas debido a la oscuridad y se originaron entaponamientos durante todo el día en la avenida 27 de Febrero.

Los apagones castigaron a las ciudades de Santiago, San Francisco de Macorís, La Romana, San Pedro, Barahona y Puerto Plata.

Desde Santiago el periodista Santiago González informó que los apagones han castigado el centro de la ciudad y se han extendido a todos los barrios y municipios, así como a Santiago Rodríguez, Moca, San Francisco y La Vega, San José de Las Matas.

Los moradores de esas localidades dicen que reciben sólo tres y cuatro horas al día.

González explicó que en la zona Franca la situación se ha tornado insoportable para los empresarios, pues deben hacer doble gasto por la compra en gran cantidad de combustible debido a la poca energía que reciben.

«Alrededor de 32 plantas de emergencia propia estaban encendida en la mañana de ayer en el Parque Industria Víctor Espaillat Mera, mientras desde los sectores Las Colinas, Tierra Alta, Ensanche Libertad, Espaillat, Bermudez los habitantes se mostraban desesperados por los cortes en el suministro energético», expresó González.

Indicó que en la parte Sur de la capital del Cibao, Los Jazminez, Peking, Villa Olímpica, Nivaje, El Ensueño, La Lotería y Los Embrujos, los vecinos se recluían durante el día en el juez de dominó buscando distraerse ante la situación calamitosa que vivían.

El dirigente empresarial Miguel Angel Tallaj, Presidente de la Asociación de Industriales de la Región Norte, calificó de grave la situación energética y llamó al Gobierno a dar una respuesta urgente al problema.

Dijo que los sectores productivos de la zona norte y prácticamente toda la población están siendo perjudicados con la nueva crisis eléctrica.

[b]LAS FACTURACIONES[/b]

Personas consultadas por HOY en diversas estafectas de pago manifestaron su indignación ya que han recibido incrementos frecuentes desde el mes de noviembre, pese a que reciben con más precariedad el servicio.

«¿Qué le digo, periodista, lo único que quiero, carajo, es echar una malapalabra para desahogarme. Este es un gobierno abusador.. Yo pagaba tres mil pesos mensuales y ahora pago 5,500», dijo el comerciante Víctor Nelson Guzmán, entrevistado en la oficina de EDESUR del enche La Fe.

La señora Sergia Abreu Vásquez, residente en Alma Rosa, llegó indignada a una estación de pago de Santo Domingo Este, pues le llegó una factura por tres mil pesos y dijo que su casa tenía un mes cerrada.

«Yo estaba fuera del país, ahora llego y me encuentro que hay aquí un desorden en el servicio. No hay luz y ahora me llega el doble de lo que yo consumo cuando estoy aquí», expresó.

[b]PROTESTAS[/b]

Desde el viernes se registran protestas en diversos barrios de Santo Domingo, pues los apagones mantienen en un estado de irritación a la población.

Se han registrado desórdenes en Cristo Rey, Capotillo, Villas Agrícolas, Espaillat y Las Cañitas.

También se registraon incidentes en barrios de la provincia Santo Domingo y en San Francisco de Macorís.