MUSEOS
Único: Museo Nacional de Arte Católico y Religioso

<STRONG>MUSEOS<BR></STRONG>Único: Museo Nacional de Arte Católico y Religioso

El arte religioso es importante en la historia pero hoy vivimos en el mundo de la globalización donde ya no resulta tan popular como en las épocas pasadas. Los sucesos de la vida cotidiana, los nuevos elementos tecnológicos para crear arte, el alejamiento a la religión y en general la rapidez de nuestro mundo cambiante y globalizado han disminuido la creación de arte religioso.

Sin embargo, siempre que se visitan los museos o se estudia la historia del arte, las obras de los viejos maestros que relatan los sucesos de la Biblia son de suma importancia. El Museo del Louvre, el Museo del Prado, el Museo de Arte Metropolitano, el Museo Hermitage, entre otros tienen obras relatando la historia católica. Pero hay pocos exclusivamente dedicados a coleccionar y exhibir este arte. Uno de estos es el Museo Nacional de Arte Católico y Religioso localizado en Nueva York, Harlem para ser más específico.

Este museo está abierto de lunes a viernes de 10 a.m. a 4 p.m. y los fines de semana por cita. Aunque algo retirado del centro de la ciudad, nadie debe perderse de visitarlo. Tiene tres pisos de exposiciones. En el primero se ve una obra magistral por el artista Anthony Van Dyke titulada, “La Traición de Cristo”.  Para Christina Cox, fundadora y directora del museo, la adquisición de este valioso cuadro fue el inicio de lo que se convirtió en su pasión y trabajo. Ella comenta que esta fue la primera obra religiosa que compró y a partir de este momento se decidió a coleccionar arte de este género, algo que no era común en los círculos de coleccionistas.

En 1995 abrió por primera vez el museo en una pequeña galería en Rockefeller Center. El museo creció y lo mudó a Harlem donde se pueden disfrutar tres pisos de arte clásico y contemporáneo pero con la temática religiosa.  Como misión, El Museo Nacional de Arte Católico y Religioso tiene la de promover las artes religiosas como los pensamientos Judeo-Católicos que influenciaron y cambiaron la vida en América.

Constantemente la señora Cox, organiza actividades para promoverlo y recaudar fondos. Con la ayuda de la curadora del museo, Mariavelia Savino, estas dos mujeres han podido lograr mantener esta institución activa y al día, motivando artistas, galerías, museos y otras instituciones en donar o prestarle obras.

Entre sus logros más recientes la comitiva del museo comisionó al artista tejano Fernando Villanueva para crear un mural que fue presentado al Papa Benedicto XVI en su pasada visita a los Estados Unidos. El cuadro presenta varios teólogos del presente junto al Papa quien está en el centro rezando por la paz en el mundo. Además de obras por Fernando Villanueva en el museo también se pueden ver cuadros por los artistas Amaya Salazar, Fernando Botero, Fernando Villanueva, Andy Warhol, Frank Hyder, Paul A. Gatto, varias obras por diferentes escuelas latinoamericanas y europeas dedicadas al arte religioso, entre otros

Este museo en Harlem es otra joya que nos ofrece la variada ciudad de Nueva York. Aportando una gama variada de arte e ideología para los artistas, los católicos, los religiosos, los teólogos, las galerías, el vecindario, etc.

En síntesis

Las obras
El museo de Harlem es otra joya que ofrece la variada ciudad de Nueva York. Allí pueden verse cuadros de los artistas Amaya Salazar. Fernando Botero, Fernando Villanueva, Andy Warhol, Frank Kyder, Paul A. Gatto y varias obras de diferentes escuelas latinoamericanas y europeas dedicadas al arte religioso.