Murray ve excelente instalen voto electrónico

Murray ve excelente instalen voto electrónico

POR GERMAN MARTE
LA ROMANA.-
El asesor especial de la Organización de Estados Americanos (OEA), Santiago Murray, calificó de excelente la decisión de la Junta Central Electoral (JCE) de aprobar la implementación del voto electrónico y recomendó que se aplique paulatinamente.

Murray dijo que el voto electrónico es un proceso inevitable que se está usando cada vez en el mundo «y todos los países van a eso».

No obstante, advirtió que «hay que ir despacio» y explicó que en Brasil, por ejemplo, se comenzó con 20% de los votantes y lo fueron incrementando hasta alcanzar el 100%. Y en Paraguay se empezó con 2%, el año pasado subió al 49% y en las próximas elecciones se abarcará el 100%.

«Ese es un proceso que tiene que ir haciéndose paulatinamente, no se puede implementar de una sola vez», recalcó.

 Murray ofreció sus declaraciones al participar en la inauguración de la «XVIII Conferencia de la Asociación de Organismos Electorales de Centroamérica y el Caribe» que se celebra en Casa de Campo, en La Romana.

El ex jefe de la misión de la OEA afirmó que, en principio, y si los partidos lo solicitan, es conveniente hacer un gasto en papel, «ante la eventualidad de que haya que hacer un recuento del voto».

Señaló que es probable que haya que hacer algunos enmiendas a la ley electoral.

Negó que los niveles de analfabetismo sean un obstáculo para la aplicación del voto electrónico, y dijo que la mayoría de la gente conoce más los números que las letras.

El voto electrónico forma parte de un proyecto de modernización de la JCE dado a conocer recientemente por el alto tribunal electoral, para lo cual habría que hacer una inversión estimada en US$58.6 millones.

La empresa ganadora de la licitación para desarrollar el proyecto fue Soluciones Modernas (SOMO).

Recientemente la JCE dio a conocer el proyecto de automatización del voto a los delegados de los partidos políticos y a representantes de la sociedad civil.

El nuevo sistema se pondría a prueba durante las primarias de los partidos previstas para el año próximo y se espera que se pueda aplicar en los comicios congresuales y municipales del 2006.