Lula y Kirchner estrechan alianza

Lula y Kirchner estrechan alianza

BRASILIA (AFP).- Los presidentes de Argentina, Néstor Kirchner, y Brasil, Luiz Inacio Lula da Silva, reforzaron ayer en Brasilia la alianza entre las dos naciones y reconocieron las crecientes críticas de sus socios Paraguay y Uruguay al Mercado común del sur (Mercosur).

“En Paraguay, en Uruguay, se fortalecen posturas críticas al Mercosur”, dijo Kirchner. El presidente argentino atribuyó las críticas a la falta de atención del bloque regional hacia las asimetrías de las economías menores.

“Es necesario que nos aboquemos en un ejercicio conjunto para atender esos reclamos, para tener una actitud solidaria” en el bloque regional integrado por los cuatro países, dijo Kirchner en una breve declaración ante la prensa.

A su lado, Lula también se comprometió a prestar más atención a Paraguay y Uruguay (donde aumenta el reclamo de un acuerdo bilateral con Estados Unidos), y también a Argentina.

El mandatario brasileño propuso una integración productiva vía consorcios en áreas punta como industria naval, bélica, aeronáutica y espacial.

“Tenemos conciencia de nuestras responsabilidades en la integración regional”, dijo Lula.

“Discutimos constituir consorcios en sectores punta, por ejemplo de construcción naval, donde los socios del Mercosur puedan unir fuerzas y complementaciones. Queremos que esa integración productiva ocurra igualmente en la industria bélica, aeronáutica y espacial, entre otras”, afirmó.

Lula también prometió concesiones a Argentina, con quien Brasil alcanzó en 2005 un superávit comercial récord de más de 3.600 millones de dólares, el doble del de 2004.

“Reiteré al presidente Kirchner la intención de colaborar en la intensificación de medidas que ayuden a la reindustrialización ya en curso en Argentina. Estamos abiertos a propuestas para perfeccionar los acuerdos sectoriales que tenemos en áreas prioritarias, como la automotriz”, dijo Lula.

A pedido de Argentina, brasileños y argentinos se han comprometido a aprobar antes del 31 de enero un sistema de salvaguardias (o cláusula de adaptación competitiva) que limite las exportaciones brasileñas en sectores fragilizados de la industria argentina, pero la industria brasileña se opone enfáticamente.

“Creo como usted en la relación entre Brasil y Argentina y en la alianza estratégica del Mercosur”, le aseguró Kirchner a Lula.

Kirchner abogó este miércoles por una mayor integración al Mercosur de Chile, tras la victoria de la presidenta electa socialista Michelle Bachellet, y aseguró que el bloque regional también “aguarda la incorporación plena de Bolivia”, país que también eligió recientemente a un presidente de izquierda, Evo Morales.

Bolivia y Chile son miembros asociados del Mercosur.

Tras un promisorio encuentro de ambos presidentes en noviembre en la frontera binacional, cuando parecieron saldarse meses de desencuentros, Kirchner realizó este miércoles una visita de Estado a Brasil.

Esta visita de Estado retribuyó la que Lula realizó a Buenos Aires en 2003, y también devolvió la relación al buen estado en el que estaba ese año, cuando Lula aseguró que él y Kirchner eran como “Romeo y Julieta”.

Kirchner le agradeció este miércoles a Lula su compromiso y “solidaridad permanente” con Argentina “en los peores momentos de la crisis”.

Kirchner dijo “a los hermanos brasileños que pueden sentirse orgullosos del presidente que tienen, los argentinos podemos valorarlo como un hermano latinoamericano que nos acompañó en una situación tremendamente difícil”.

Lula, que enfrenta su último año de mandato en medio de una crisis política, no se quedó atrás: “quiero rendir homenaje al liderazgo del presidente Kirchner. Bajo su segura dirección, Argentina dejó atrás años de escepticismo y sumisión para encontrar definitivamente su destino. Su gobierno superó la más grave crisis económica de la historia argentina”, declaró.