Llevan reclamos a las calles

Llevan reclamos a las calles

POR ALTAGRACIA ORTIZ GÓMEZ
Médicos, choferes, agrónomos, maestros y representantes de organizaciones de diferentes sectores se concentraron ayer en el parque Independencia para exigir aumento salarial, reposición de técnicos cancelados y pronunciarse contra la construcción del tren subterráneo en la capital.

En medio de la vigilia-piquete se presentaron también defensores de las posiciones del gobierno. Erico Gómez, quien aseguró que representaba al Movimiento Popular Pensante en Defensa del Gobierno, enfrentó a los manifestantes, pero fue impedido por agentes policiales.

En la actividad de protesta participaron médicos, dirigentes del Frente Amplio de Lucha Popular (FALPO), choferes de la Central Nacional de Transportistas Unificados (CNTU), Asociación Nacional de Profesionales Agrícolas (ANPA), LA Asociación Dominicana de Profesores (ADP), técnicos y enfermeras cancelados oficinas del Estado.

La protesta se inició a las 10:30 de la mañana de ayer.

Durante la protesta «llovían» las consignas en contra del Gobierno, porque a juicio de los manifestantes existe una política de hambre y una falta de prioridad.

A la protesta asistieron además dirigentes de los partidos de la izquierda emergente como Fidelio Despradel, Iván Rodríguez e Ignacio Rodríguez Chiappini. El dirigente del Falpo, Fidel Santana aseguró que esa organización participará de todas las actividades de protesta que organizan los médicos.

Otros de los participantes fueron María Teresa Cabrera, Fidelio Despradel. Médicos y residentes de diferentes especialidades y hospitales se dieron cita en el Parque Independencia.

Aunque cada una de las organizaciones tiene sus propias demandas, esta vez explicaron la necesidad de coordinar acciones para lograr sus objetivos.

«Esta lucha va a llegar a la huelga nacional», era una de las consignas que con mayor frecuencia repetían los participantes de la protesta.

«Un metro para qué, sino tenemos que comer», o no tenemos qué comer, eran sólo algunas de las consignas que repetían los protestantes.

Los sectores que protestan piden además, rebaja de los combustibles, que cesen las cancelaciones de técnicos y profesionales y que no se quite el subsidio al gas propano.

También demandan que sea aumentado el salario a los médicos y trabajadores de las Salud, así como que se entreguen medicamentos a los hospitales.

Los representantes de organizaciones populares también enarbolaron cartelones, con mensajes alusivos a que la Justicia aprese a los corruptos. También condenaban la connivencia y la impunidad con que son silenciados los niveles de corrupción en este y otros gobiernos.

UNA EMBARAZADA

En la protesta participó una maestra de nombre Gennys Ramírez Volquez, quien laboraba en la escuela José Francisco Peña Gómez, del sector El Almirante. Esta profesora asegura que fue cancelada en enero. Tiene cerca de cuatro meses de embarazo.

Señaló que tenía cinco años laborando como maestra normal en esa escuela, pero que fue cancelada a la llegada de las nuevas autoridades de Educación.