Liquidación sacude al sector de subprimas

Liquidación sacude al sector de subprimas

POR SASKIA SCHOLTES Y BEN WHITE
El mercado gigante de títulos respaldados por hipotecas subprimas de Estados Unidos fue sacudido el miércoles, cuando los prestadores se esforzaban para vender más de US$1 millardo de activos confiscados a dos fondos de cobertura de Bear Stearns que sufrieron fuertes pérdidas apostando a las subprimas.

Los complejos títulos que están siendo subastados rara vez se negocian, y los primeros intentos por vender las garantías tropezaron con resultados igualmente mixtos. La perspectiva de la “liquidación” derribó los precios de activos similares, respaldados por hipotecas, y lanzó el índice clave de derivados para el mercado a bajas nunca vistas.

La estampida desordenada subraya los riesgos que corren los inversionistas cuando compran títulos ilíquidos y difíciles de evaluar. Las liquidaciones en tiempos de tensión pueden desatar cambios trágicos en los precios de esos mercados, quizás llevando a otros tenedores de activos a fijar sus valores muy por debajo, y desatando las demandas de garantías adicionales de los prestadores. Ksthleen Shanley, analista de la firma de investigación Gimme Credit, dijo que el desenmarañamiento de los fondos de Bear Stearns fue “en el mejor de los casos, una vergüenza para Bear Stearns, y en el peor, amenaza con tener un efecto de choque en las valuaciones en todo el sector de subprimas”.

Las ventas empezaron el martes y continuaron el miércoles. Entre los activos en venta por los prestadores cerril Lynch y Detusche Bank estaban inversiones en las llamadas obligaciones de deudas garantizadas, (“collateralized debt obligations” o CDO, por sus siglas en inglés), que reúnen títulos que pueden incluir bonos respaldados por hipotecas, bonos corporativos, préstamos apalancados y a veces, otros CDO. Muchos de los CDO que los fondos de Bear Stearns invirtieron estaban respaldados por títulos de hipotecas en riesgo, que han sufrido fuertes pérdidas y bajas en sus calificaciones durante las últimas semanas. Un inversionista en hipotecas dijo que mientras los activos de CDO en venta llevaban altas calificaciones de crédito, estaban respaldados por hipotecas en riesgo que lo hacían “basura con traje de grado de inversión”.

El índice de derivados ABX, que rastrea los préstamos de viviendas que se hacen a prestatarios subprimas en riesgo durante el segundo semestre de 2006, cayeron e una baja récord de 59.25 el miércoles.