¿Les digo Algo?

¿Les digo Algo?

La libertad de Expresión no vale nada sin la libertad de Pensamiento.
José Luis Sampedro.
La iglesia Episcopal auspició dos eventos importantes en el país: la ordenación del nuevo obispo dominicano Reverendo Moisés Quezada Mota y la celebración de los 50 años de sacerdocio del padre William J. Skilton, obispo de la IX provincia de la Iglesia Anglicana que abarca la República Dominicana y los países de América Latina y el Caribe.
Ambas actividades movilizaron y alegraron a los episcopales en Santo Domingo y la ciudad de La Romana, donde el Colegio Todos los Santos, perteneciente a esa institución, tiene una membresía muy activa y convencida de su fe cristiana.
El nuevo obispo, Moisés (Niño) Quezada Mota, es hijo de una honorable familia romanense. Desde su niñez se ha destacado por su intachable comportamiento y su bien hacer en los ámbitos en que desenvuelve su vida, en esa localidad y en otras partes del país donde ha ejercido su misión.
Quezada Mota fue ordenado el 13 de febrero en memorable acto organizado en el pabellón de Voleibol del Centro Olímpico Juan Pablo Duarte, presidido por el Obispo Presidente y Primado de la Iglesia Episcopal, Michael Bruce Curry y veinte obispos invitados de ocho diócesis de igual número de estados de los Estados Unidos, de Haití, Puerto Rico, Costa Rica, Panamá, Ecuador, Honduras y Colombia.
“Por la gracia de Dios y con el consentimiento de la feligresía, el Reverendo Padre Moisés Quezada Mota será ordenado Obispo en la Iglesia de Dios para servir como Obispo Coadjutor de la Diócesis de la República Dominicana”, rezaba la invitación a la investidura del sacerdote amado y admirado por todas las personas que tienen la fortuna de conocerlo, ser sus amigos y disfrutar de sus orientaciones y consejos atinados.
La ordenación del Obispo Moisés se hizo en el marco de la Eucaristía de Clausura de la Convención Diocesana número 58 de la Comunión Anglicana de la Catedral Episcopal de la Epifanía, que tuvo como consagrante al Obispo Michael Bruce Curry.
El sermón eucarístico fue pronunciado por el reverendo Obispo Telésforo Isaac.
La celebración de los 50 años de sacerdocio del Obispo William J. Skilton fue una gran fiesta de alegría para los episcopales y las comunidades donde el religioso de origen cubano norteamericano, pasó gran parte de su sacerdocio dejando una obra de múltiples realizaciones espirituales y físicas en el devenir de las cuales se identificó con el pueblo, contribuyendo, como buen pastor, a solucionar problemas que afectaban la gente no solo de la iglesia, sino también las de otras religiones.
Uno de los legados más significativos del padre Skilton al avance de la fe cristiana fue el esfuerzo de unidad que él y el padre Sebastián Cavalotto, sacerdote católico, apostólico y romano ya fallecido, promovieron en sus respectivas diócesis en la década de los 80s, adelantándose desde esos años a la visión actual en que basa su ministerio el Papa Francisco.
El pueblo romanense considera a Cavalotto y Skilton los curas promotores de la unidad de la iglesia católica universal.
Loor y salud a los Obispos Moisés Quezada Mota y William J. Skilton, ejemplos de la profesión de fe en pro de la evolución espiritual y el desarrollo de las personas.