La UE y el IICA lanzan programa contra la roya del café en el país

La UE y el IICA lanzan programa contra la roya del  café en el país

La Unión Europea y el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) lanzaron el Programa Centroamericano de Gestión Integral de la Roya del Café (Procagica-RD), con una fonación de 1.7 millones de euros (unos RD$80 millones) en siete provincias del país.
El acto de la puesta en ejecución del proyecto, fue encabezado por el embajador de la Unión Europea en el país, Alberto Navarro, y Frank Lam, representante de IICA aquí, que se encargará de la ejecución del programa. Asistieron además, el director del Consejo Dominicano del Café (Codocafé), José Fermín Núñez y representantes de los ministerios de Agricultura y Medio Ambiente.
El Procagica-RD apoyará a unos 1,000 pequeños y medianos productores de café de las provincias Santiago Rodríguez, Dajabón, Elías Piña, Azua, San Juan, Independencia y Baoruco, mejorando su capacidad de resiliencia frente a eventuales condiciones adversas originadas por el fenómeno de cambio climático, expresó Navarro.
El proyecto cuenta con tres componentes: 1) transferencia de tecnologías a los productores; 2) implementación de un sistema de alerta temprana para el manejo adecuado de las plagas e información de mercados, y 3) fortalecimiento de las organizaciones de productores e instituciones ligadas al subsector café.
Además, los beneficiarios del programa son productores, organizaciones de productores e instituciones locales y nacionales que trabajen con el tema café.
Lam informó que el IICA implementará el Procagica en coordinación con el Ministerio de Agricultura, el Codocafé y el Ministerio de Medio Ambiente y el acompañamiento de la Dirección General de Cooperación Multilateral (Digecom), del Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo.
Recordó que la producción de café en el país tiene un papel importante a nivel económico, social y ambiental.
Alrededor del 75% de los productores de café y sus familias tienen ingresos bajos y de estos los más pobres están en las zonas montañosas donde existen las mejores condiciones para el cultivo de café de alta calidad.
La mayoría de los productores no tiene satisfechas sus necesidades básicas, sino que son parte de la población más vulnerable a las variaciones climáticas.
Además de los beneficios económicos y sociales, la recuperación de la caficultura contribuirá al manejo sostenible de las cuencas hidrográficas. En particular, difusión de sistemas sostenibles de cultivos de café bajo va a aumentar la cobertura boscosa de las partes altas de las cuencas.