José Llano García     
«El ser humano tiene que sentir pasión por lo
que hace»

José Llano García      <BR><STRONG>«El ser humano tiene que sentir pasión por lo <BR>que hace»</STRONG>

POR YOANY CRUZ
Es un hombre que tiene bien claro que para alcanzar el éxito lo más importante en la vida es, primero que te guste lo que haces y, segundo, que en todo lo que hagas haya entrega, pasión y talento.

Esa es la convicción de José Llano y la que le ha proporcionado extraordinarias experiencias y satisfacciones en su vida personal y laboral.

En los logros del ser  humano también influye la educación en el hogar, por lo que manifestó que la familia es lo más importante en su vida, porque gracias a ella se forman personas estables emocionalmente.

Al hablar de su familia recordó inolvidables momentos de su infancia, sobre la que dice «fue muy completa, no me faltó nada, tuve una buena educación, amor y formación tanto familiar como profesional».

Todos esos mimos que recibió en su infancia le ayudaron en una etapa tan compleja como la adolescencia, de la que comentó que estuvo muy activo practicando deportes, tales como natación, voleibol, karate, tenis, baloncesto y béisbol, en algunas ocasiones.

Esos recuerdos de su adolescencia transportaron a José Llano a momentos memorables de su vida al lado de sus padres Héctor Llano, quien es abogado, y Dagmar García de Llano, decoradora, así como a sus hermanos Kilia y Héctor.

«Creo que todos los momentos fueron importantes y memorables, pero lo que más recuerdo son las excursiones que hacíamos toda la familia por todos los pueblos del país. Mis padres lo hacían porque decían que lo más importante es conocer lo de nosotros», destacó.

Pero junto a estos recuerdos están las anécdotas que lo han marcado. De esos momentos, José Llano lo que más recuerda es aquella vez cuando le compraron un caballo como regalo de cumpleaños, al que le puso por  nombre Sepelín, del que no dejaba de caerse hasta que aprendió a montar.

«Tener a mi lado a Sepelín para mí fue una gran experiencia que me enseñó a sensibilizarme con los demás y a compartir más con mis amigos. Yo vivía en Alameda, que en ese tiempo era un residencial poco habitado, por lo tanto el patio de mi casa era bastante grande y ahí el caballo tenía un pequeño establo, donde le cuidaba y hasta entablaba conversaciones con él porque era mi  mejor amigo».

Con el paso de los años, José Llano creció y Sepelín envejeció hasta morir, separación ésta que lo enfocó en poner interés en otros objetos, como el motor y luego los carros. Sin embargo, con una sonrisa extendida e invadido por los recuerdos, dijo que Sepelín formó parte de su niñez de una forma extraordinaria.

Su profesión

Desde muy joven se ha visto envuelto en el área administrativa, justamente cuando trabajó en publicidad, donde se dio cuenta que le fascinaba hacer un trabajo donde se pudiera ver resultados más tangibles, por lo que decidió estudiar Administración de Empresas y Mercadeo.

En el área administrativa de varias empresas  ha desempeñado varios puestos y en la actualidad es el gerente de Mercadeo de la división de Aceites y Grasas de MercaSID, cargo que demanda muchas responsabilidades, de las que afirmó que la mayor es velar por el desempeño del negocio, trabajando para lograr los resultados que espera la empresa.

Precisó que esa responsabilidad le reporta grandes satisfacciones en lo espiritual, ya que a través de su cargo ha tenido la oportunidad de ayudar en  actividades de orden social, como la recién pasada caminata contra el cáncer de mama, así como ver que se puede hacer algo por los demás.

Al preguntarle cómo se puede vender la imagen de una empresa a nivel internacional, contestó que la forma de vender una compañía es a través de sus productos y servicios que ofrecen y que éstos siempre tengan un valor agregado único que los diferencie de los demás.

De acuerdo a su percepción, indica que cada día tenemos empresas más actualizadas, lo que permite competir en cualquier mercado o sector. Esto es un punto fuerte del sector empresarial, mientras que su debilidad es que aún no se tienen mecanismos que incentiven realmente la industria nacional.

Más de José Llano

Además de su labor en MercaSID, el tiempo de José Llano lo ocupan actividades de relajación, como su visita al gimnasio, que le ayuda a botar el estrés y distraerse.

Su agenda comienza a las 5:30 a. m. con una rutina de ejercicios en el gimnasio, luego llega a su oficina donde se mantiene hasta el final de la tarde, de ahí se retira a descansar a su casa.

Fuera de la oficina su vida se desarrolla muy simple, pues saca tiempo para descansar y dedicar un espacio a su familia y amigos. Una de las cosas que más le encanta en su tiempo libre es irse de fin de semana al interior, ya que le gusta la playa; de las actividades nocturnas sólo le interesa el cine, ya que se define como una persona que no le gusta las actividades de la noche.

Entre sus metas por cumplir en lo profesional está seguir trabajando en proyectos que no sólo le hagan crecer como mercadólogo, que es su pasión, sino también como ser humano, quiere ser parte de una labor social donde pueda ayudar a los demás y que mejor forma que la combinación perfecta de mercadeo y apoyo a causas que luchan por un mundo mejor.

Perfil

José Stalin Llano García nació en Santo Domingo el 11 de febrero de 1971, es hijo de Héctor Llano y Dagmar García de Llano. Tiene dos hermanos, Kilia y Héctor.

ESTUDIOS

Realizó sus estudios primarios y secundarios en el colegio Claret y el colegio Santísima Trinidad. Cursó sus estudios superiores en la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra, donde estudió Administración de Empresas. Tiene un posgrado en Marketing en Barna Eada y un BA en Barna, avalado por la Universidad de Barcelona.

EXPERIENCIA LABORAL

Su primer trabajo fue en American Airlines como agente de ventas, luego pasó a ser ejecutivo de Cuentas de la Publicitaria Interamerica, hasta su llegada a MercaSID, donde ingresó como gerente de Marca y posteriormente como gerente de Mercadeo de la división de Aceites y Grasas.

A corazón abierto

Pasatiempo: Ir al cine, gimnasio y una buena cena en compañía de gente querida.
Un libro: El zahir.
Un autor: Paulo Coelho.
Lectura que prefiere: «Los que me dejen algún aprendizaje.»
Que le preocupa: Qué puedo hacer para ayudar más.
Cómo se define en lo personal: Soy transparente, honesto y auténtico
Comida favorita: japonesa
Una bebida : agua con gas
Un lugar: Las Terrenas
Una hora: 6:00 a. m.

Un día de la semana y porqué: Domingo en la noche, es cuando realmente duermo mejor y tengo más fuerza para iniciar la semana.

Un color: azul, porque me recuerda lo que más me gusta, el mar.
Una fruta: mango
Un aroma: El olor de la mañana (rocío, naturaleza, aire puro).