Inician contactos para presentar propuesta
renegociación cuota de leche

Inician contactos para presentar propuesta <BR>renegociación cuota de leche

POR ALEIDA PLASENCIA
El sector ganadero inició contactos con las plantas procesadoras de leche, para presentar una propuesta conjunta de renegociación de la cuota lechera, en el marco de la rectificación técnica.

El objetivo de la renegociación es tratar de que la administración de la cuota pase a manos del Gobierno Dominicano, explicaron el presidente de la Asociación de Hacendados y Agricultores, Césareo Contreras; el director ejecutivo del Consejo Nacional para la Reglamentación y Fomento de la Industria Lechera, general retirado Juan Recio y el presidente del Patrono Nacional de Ganaderos, Miguel Zaglul.

Los representantes del sector ganadero dijeron que ya han hecho contactos con el encargado de negociaciones comerciales del país ante la Unión Europea, embajador Federico Cuello; con el secretario de Agricultura; Amílcar Romero y con la Organización Mundial del Comercio (OMC).

Dijeron que a todas esas instancias se les ha planteado que es un derecho del gobierno, el manejo de la cuota de importación de leche.

Entrevistados en un encuentro económico extraordinario del periódico HOY, los representantes del sector lechero, dijeron que la propuesta que al respecto harían los ganaderos, conjuntamente con los procesadores de leche, para que el gobierno a su vez la exponga en la renegociación en cuestión, se fundamenta, entre otros elementos, en que se permita que las empresas que procesan el producto puedan importarlo de manera directa, sin usar importadores como intermediarios.

La renegociación es con la Unión Europea y el límite en cuanto a fecha vence en el 2008, recordaron ambos dirigentes ganaderos.

Dijeron que el plazo de aplicación de la rectificación técnica (de diez años) debió cesar en diciembre del 2004, pero que sigue vigente hasta tanto las partes involucradas, la OMC y el país, manifiesten por escrito que no están de acuerdo con su implementación.

Según explicaron, lo que se proyecta ahora al respecto, es una regegociación del acuerdo con la rectificación técnica. La rectificación técnica, que es un mecanismo de protección para ocho productos del sector agropecuario considerados sensibles en el país, establece una cuota de importación de 32,000 toneladas anuales para la leche y de ahí en adelante, las importaciones pagan un arancel más alto de lo normal, como manera de proteger la producción local.

Los representantes del sector lechero recordaron que de esa cuota de importación, le corresponde a Europa el 70%, a Nueva Zelandia el 15% y el 15% restante a otros países.

Explicaron que en el acuerdo de rectificación técnica se le dio a Europa y Nueva Zelandia la libertad de administrar cuotas sin la intervención del Gobierno Dominicano.

En la renegociación que se aproxima, dijeron, los ganaderos aspiran a lograr que se mantenga la cuota actual, para que el Gobierno Dominicano tenga la facultad de determinar quiénes harán las importaciones desde Europa y Nueva Zelandia.

Específicamente y de acuerdo a lo explicado, aspiran a que la cuota de importación pueda ser distribuida entre los países de Europa y Nueva Zelandia que sean escogidos por el Gobierno Dominicano y que la leche se importe en fundas, en vez de en lata (así saldría más barata). Manifestaron que el sector ganadero proyecta presentarle al Gobierno Dominicano una propuesta conjunta, acordada entre productores de leche y las plantas procesadoras, encaminada a conseguir que en las renegociaciones de la rectificación técnica se permita que el país administre la cuota de importación de dicho producto.

Explicaron que los ganaderos comenzaron en esta semana los contactos con las plantas procesadoras, vía el presidente de la Asociación de Plantas Procesadoras de Leche, Julio Brache y que sostuvieron una reunión con el embajador Cuello, a los fines de tratar de agilizar gestiones tendentes a llevar la propuesta a la renegociación de la rectificación técnica que se haría próximamente.

Expresaron que si el país logra que se permita que el Gobierno maneje la cuota de importación de leche, los precios del producto se abaratarían, en vista de que las importaciones se harían sin intermediación.

Según dijeron, esto traería competencia en el mercado local y se beneficiarían también los programas sociales del gobierno.