Huyen rehenes de escuela rusa en poder de asaltantes

Huyen rehenes de escuela rusa en poder de asaltantes

MOSCU (AP) _ Soldados rusos asaltaron el viernes una escuela donde cientos de rehenes eran mantenidos desde hacía tres días en poder de un grupo armado y tomaron el control del edificio, dijeron agencias de prensa rusas.

La acción es posterior a una serie de explosiones potentes y disparos tras los que reporteros de Associated Press vieron a decenas de personas, la mayor parte niños desnudos, huyeron del edificio presas del pánico.

Cerca de 160 rehenes resultaron heridos, y cinco militantes muertos, durante la acción militar, dijo la agencia noticiosa ITAR-Tass. La agencia Interfax indicó que los militantes al parecer le dispararon a los niños que huían del edificio e informes sin confirmar señalan que algunos de ellos, posiblemente mujeres con cinturones llenos de explosivos, huyeron durante el ataque y se habían llevado rehenes con ellos.

Varios de los rehenes continuaban en la escuela durante el asalto militar, mientras sus captores huían.

Algunas mujeres que huían del edificio fueron vistas desmayándose, mientras otras, varias de ellas cubiertas de sangre, eran sacadas del área en camilla.

Luego del asalto militar, unos 45 minutos después, se calmaron los disparos, lo cual indicó que la crisis llegó de manera violenta a su fin.

Interfax dijo que el techo de la escuela se había derrumbado, posiblemente a consecuencia de los explosivos que algunos militantes tenían sujetos a sus cuerpos. Los militantes habrían amenazado con hacer estallar el edificio su las autoridades trataban de atacarlo.

El jueves, el grupo armado liberó a unos 26 rehenes, mujeres y niños, y las autoridades rusas habían estado en un proceso de negociación con ellos desde que tomaron el edificio el miércoles.

Hay informes contradictorios sobre cuántos rehenes había en la escuela, con cifras que van de los 350 a más de mil. Sin embargo, al menos la mitad de ellos serían niños, algunos pequeños.

El presidente Vladimir Putin había expresado que se haría todo lo posible por ponerle fin a la «horrible»» crisis y salvar la vida de los niños.

Más de 150 rehenes heridos

Más de 150 rehenes heridos han ingresado hasta ahora, en los hospitales de la ciudad de Beslán, Osetia del Norte, informó un portavoz de la presidencia de esa república norcaucásica citada por Interfax.

Hacia las 14.40 hora local (10.40 GMT) más de 150 rehenes heridos habían ingresado en los hospitales de la ciudad Beslán, Osetia del Norte, informó un portavoz de la presidencia de esa república norcaucásica citada por Interfax.

Poco antes, la agencia oficial rusa Itar-Tass había informado de que la escuela, que desde el miércoles retenía un comando terrorista con varios centenares de rehenes, está bajo pleno control de las fuerzas de Seguridad.

En el colegio entraron médicos con camillas, mientras en los alrededores buscan a terroristas que hayan conseguido huir del edificio.

Fuentes del Ministerio de Interior de Osetia del Norte informaron que la mayoría de los niños liberados «están bien».

«Los niños que quedaron en la escuela en su mayoría no sufrieron daños. Los más afectados fueron los niños del grupo que huyó de la escuela», dijo un portavoz de Interior.

El momento de esa fuga fue aprovechado por las unidades de asalto para entrar en el edificio.

Los acontecimientos empezaron a desarrollarse después de que se alcanzar un acuerdo para del colegio los cadáveres de las víctimas que se produjeron el miércoles, cuando los secuestradores se apoderaron del edificio.

Poco más tarde se produjeron dos fuertes explosiones seguidas de un tiroteo y del colegio empezaron a salir corriendo mujeres y niños casi desnudos.

Tras una tercera explosión, se derrumbó parte del techo e ITAR-TASS supuso que los terroristas habían activado parte de las bombas que tenían colocadas en el interior del edificio.