Gobierno y entidades unifican esfuerzos por rescatar río Ozama

Gobierno y entidades unifican esfuerzos por rescatar río Ozama

Isla La Esperanza, Sto. Dgo. Norte. Autoridades gubernamentales, municipales, de la sociedad civil y de organismos internacionales se comprometieron ayer, mediante la “Declaración de la Isla de la Esperanza”, a promover una coalición por el rescate del río Ozama y que se formule un plan de manejo integrado para transformar las márgenes del afluente.

La declaración, propuesta por las autoridades, fue ampliada durante un encuentro denominado “Río Ozama, un mundo de oportunidades: retos y desafíos”, organizado por el ministerio Medio Ambiente en la “declarada” Isla de la Esperanza, donde confluyen los ríos Ozama e Isabela.

El encuentro, que fue de recreación, conocimiento del lugar y de reflexión, unió a los cabildos del Distrito Nacional, Santo Domingo Este y Norte, así como a empresarios, al Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo(PNUD), a juntas de vecinos, grupos comunitarios y a las distintas iglesias, en el propósito de hacer aportes por la conservación del río.

Mediante la Declaración de la  Isla de la Esperanza, se acordó crear una coalición que la integrarían  todas las instituciones y organizaciones presentes para hacer valer las leyes y reglamentos que tienen  que ver con la protección del medio ambiente y el uso sostenible de los cursos de agua de todo el país.

Además comprometer a las distintas empresas, instituciones públicas, a los organismos de cooperación internacional, a las juntas de vecinos y a los cabildos para juntos  prevenir, remediar y controlar  las actividades que afectan las aguas del Ozama.

Otro punto acordado fue diseñar y ejecutar el “Plan Vivir Frente al Río” que tiene por finalidad mejorar las márgenes del Ozama para que la gente pueda convivir en sus orillas sin  hacerle daño.

El ministro de Medio Ambiente, Jaime David Fernández Mirabal, destacó el optimismo de los distintos sectores en restar el río Ozama y dijo que la mejor muestra es la presencia de los distintos sectores que participaron en el encuentro.   

Informó que dentro de los planes está sanear el río para que sirva como atractivo turístico para los cruceros que vienen a la capital y adelantó que se trabaja en habilitar un transporte que permita adentrarse al río Ozama y conocer todas sus potencialidades.

Otro que habló fue Geraldino González, asesor del Poder Ejecutivo en  Medio Ambiente, quien expresó que el principal daño no viene de la gente que vive en la ribera, sino de las más de 100 empresas que vierten sus desechos directamente al río. Dijo que es necesario un compromiso de todos  para conservar ese recurso natural.

Roberto Herrera, presidente de la  Red Nacional de Apoyo Empresarial a la Protección Ambiental (RENEPA), defendió su sector y dijo que trabajan unidos a las autoridades para revertir el daño causado al Ozama.

Mientras que Valerie Julliand, representante del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, dijo que como organismo están en el deber de apoyar cualquier iniciativa para conservar el medio ambiente. Indicó que muchas veces se critica a la gente pobre que lanza sus desechos al río, pero no se les ofrecen alternativas para que no lo hagan.

Vivir Frente al Río

Es un proyecto del Ministerio de Medio Ambiente que tiene por finalidad vincular a los residentes en toda la ribera del Ozama para que utilicen las áreas verdes para el espacimiento y protejan el afluente en el tiempo sin lanzarle desechos a su cause.

Isla de la Esperanza

Se estima que se   formó con la separación de parte del terreno que hoy forma Los Tres Brazos y el sedimento generado por las corrientes de los Ríos Ozama e Isabela que chocan en el lugar.

Extensión

Tiene una extensión aproxiamada a los 25 tareas. Al Sur le queda la barriada de Simón Bolívar, al Este el límite del barrio Los Tres Brazos y al Oeste el Parque Las Malvinas, Santo Domingo Norte.