Felabel exige a Cámara de Cuentas una auditoría a la UASD

Felabel exige a Cámara de Cuentas una auditoría a la UASD

El Frente Estudiantil de Liberación Amín Abel (FELABEL) rechazó hoy la acusación que le hiciera el rector de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), Mateo Aquino Febrillet, quien responsabilizó al grupo estudiantil de las protestas ocurridas desde que el Consejo Universitario determinó aumentar los créditos, y acusó a su vez a la máxima autoridad universitaria de estar buscando un chivo expiatorio y de querer desviar la atención de lo abusivo e irracional de la medida y de la real problemática universitaria.

Diógenes Gutiérrez (Yuyo), vocero del Felabel en la sede central de la UASD, dijo que si bien las medidas son absurdas e inaceptables para el estudiantado, es propicio que la alta casa de estudios sea sometida al escrutinio de la sociedad dominicana, a fin de que se conozca qué hace o dónde van a parar más de cuatro mil 200 millones de pesos que recibe al año la universidad.

El dirigente estudiantil reconoció que esa no serían suficientes para una matrícula de 180 mil estudiantes y 19 centros regionales con que cuenta la UASD actualmente, pero señaló que hay un gran derroche de recursos y “aunque se le dén todos los millones del mundo, nunca serían suficientes”.

“El rector acusa al Felabel de ser responsable de las protestas y nos quiere presentar como perturbadores y necios; no negamos que somos parte de la lucha y si tuviéramos que hacerla solos la haríamos.  Las autoridades y los gobiernos tratan siempre de buscar un chivo expiatorio para desviar la atención frente a la injusticia y en el caso de la UASD se quiere presentar al Felabel como el problema. Sin embargo, las manifestaciones es la reacción de natural del estudiantado ante un abuso de marca mayor”, sostuvo Gutiérrez.

El vocero del Felabel dijo que el grupo estudiantil planteó que en la UASD debe producirse un saneamiento y exigió a la Cámara de Cuentas que realice una auditoría a la UASD, tras señalar que la academia de estudios ha sido convertida en un ayuntamiento cualquiera, “llena de botellones” con salarios de 40 mil pesos para los que en el ámbito universitario se llaman “asesores”, “enlaces”, “supervisores” y “gobernadores”.

Manifestó que el Felabel se opondrá resueltamente a cualquier sanción que quieran imponer las autoridades contra uno de sus miembros o cualquier estudiante que haya protestado contra lo que denominó “paquetazo universitario”.