Extraditan guerrillera colombiana a EU

Extraditan guerrillera colombiana a EU

BOGOTA (AP).- La comandante guerrillera Omaira Rojas, alias «Sonia»», fue extraditada el miércoles a Estados Unidos, donde podría aportar información crucial sobre el tráfico de cocaína que ejecutan las guerrilleros de las FARC) para financiar su guerra contra el Estado, confirmó a la AP la policía.

   «Sonia»» fue trasladada en un convoy de helicópteros artillados desde la cárcel de alta de seguridad Valledupar hasta una base de la fuerza aérea cercana a Barranquilla, en el norte del país.

   Al bajar del helicóptero, la televisión local la mostró con una camisa blanca, pantalones vaqueros y el pelo suelto. Policías y soldados fuertemente armados la vigilaron hasta que abordó un avión estadounidense que la llevará, probablemente, hacia Washington.

   El vicepresidente Francisco Santos destacó el miércoles la extradición de «Sonia»», al afirmar que va a servir para demostrar «que hoy las FARC son un gran cartel de droga»».

   Rojas se transformó en la segunda insurgente de nivel medio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, FARC, en ser enviada a territorio estadounidense, luego de la extradición a fines del año pasado del ex negociador Ricardo Palmera, alias «Simón Trinidad»», por cargos de narcotráfico y secuestro.

   Antes de partir, «Sonia»» dio una entrevista telefónica al canal de televisión RCN donde afirmó que estaba «tranquila»» y que no iba a delatar a nadie en Estados Unidos.

   «No tengo nada que denunciar»», agregó.

   Ella fue capturada en febrero de 2004 en una zona de fuerte presencia rebelde en el sur del país por comandos del ejército. Según inteligencia militar, manejaba el 50% de los recursos económicos del Bloque Sur de las FARC producto del narcotráfico.

   Al momento de su detención, los militares la responsabilizaron de gestionar el envío de más de 600 toneladas de cocaína a Estados Unidos y Europa entre 1994 y el 2004, lo que habría reportado a las FARC millones de dólares.

   Además, se le atribuyen secuestros, hostigamientos a patrullas oficiales, voladuras de torres de eléctricas y ataques contra bases militares.

   De 35 años, cabello castaño y de figura menuda, tendrá que responder ante una Corte de Distrito de Columbia por cargos de concierto para importar, fabricar y distribuir cinco kilos o más de cocaína a ese país. Estados Unidos la solicitó en extradición en diciembre del 2003.

   «No conozco eso ni trabajo con eso (el narcotráfico)»», manifestó «Sonia»» a RCN.

   Durante su reclusión, fue trasladada temporalmente a un buque de la armada ante un supuesto plan de la guerrilla para asesinarla y evitar que aportara datos sobre el negocio de las drogas.

   «Estamos tomando todas las medidas de seguridad debido a que »Sonia» es una delincuente de alta peligrosidad, las FARC han dicho que a toda costa no le van a permitir a ella colaborar con la justicia norteamericana»», explicó el miércoles el director de la policía judicial, coronel Oscar Naranjo.

   Pero la rebelde calificó como una «mentira»» esas versiones.

   Ella también aseguró en declaraciones anteriores, que funcionarios estadounidenses le ofrecieron un acuerdo de indulgencia a cambio de información sobre tres contratistas civiles de ese país secuestrados por la guerrilla. La Embajada de Washington negó ese hecho.

   Las FARC exigen la excarcelación de «Sonia»», «Trinidad»» y miles de rebeldes izquierdistas para adelantar un intercambio humanitario con el gobierno del presidente Alvaro Uribe, que también contemplaría liberación de unos sesenta políticos y uniformados secuestrados.

   Desde que Uribe asumió el poder en agosto del 2002 han sido extraditados más de 200 personas, la mayoría a Estados Unidos para ser juzgadas por narcotráfico.