EU ve ridículas acusaciones de Chávez

EU ve ridículas acusaciones de Chávez

WASHINGTON (AFP).- Estados Unidos tachó este martes de «ridículas y falsas» las acusaciones del presidente venezolano, Hugo Chávez, de que Washington está preparando un complot para asesinarlo.

   «Esas alegaciones son ridículas y falsas», afirmó el vocero del Departamento de Estado, Richard Boucher, al ser consultado sobre las acusaciones de Chávez, que dijo el domingo que Washington «esboza la tesis del magnicidio» en Venezuela.

   «La idea de que estemos haciendo algo en contra del presidente venezolano es totalmente equivocada», agregó el portavoz. «Lo que sí queremos es observar varios problemas políticos que tenemos con el Gobierno de Venezuela (…) a los que tenemos que hacer frente», agregó.

   El portavoz aseguró que todos los países de la región «que firmaron la Carta Democrática (de la OEA), como lo hizo Venezuela, están preocupados por algunos desarrollos en Venezuela respecto a la oposición, a la libertad de prensa y una serie de discursos en el propio país».

   «Tenemos que estar preocupados por estos aspectos del comportamiento de Venezuela, porque perjudican a la región y necesitamos manejarlos», agregó.

   «Toda la región debe estar preocupada en momentos en que hemos notado algunas de las actividades que tenían las FARC en Venezuela», agregó Boucher, en alusión a la presencia en Caracas del guerrillero Rodrigo Granda, capturado el pasado 13 de enero.

   En su programa radiotelevisado «Aló, presidente», Chávez amenazó el domingo con suspender sus exportaciones petroleras hacia Estados Unidos si se consuma un atentado en su contra, del cual responsabilizó de antemano al presidente estadounidense George W. Bush.

   «Ya Fidel Castro lo dijo hace unos días (cuando advirtió que Estados Unidos podría fraguar el asesinato de Chávez). Ahora se los voy a decir yo. Ni Fidel Castro, ni yo hablamos pendejadas (tonterías). Si a mí me llega a pasar algo, hago responsable al presidente de los Estados Unidos de Norteamérica», dijo.

   El Gobierno venezolano mantiene tensas relaciones con la administración Bush. En enero, la secretaria de Estado Condoleeza Rice había asegurado que Chávez «era una fuerza negativa» para la región.