Es necesario solución presos Guantánamo

Es necesario solución presos Guantánamo

Washington (EFE).- El presidente de EEUU, George W. Bush, dijo hoy que es necesario «un camino hacia adelante» para los presos que se encuentran en Guantánamo (Cuba) y afirmó que está pendiente de una resolución judicial para ver si pueden ser juzgados o no. 

En declaraciones tras la cumbre anual con la Unión Europea, celebrada hoy en la Casa Blanca, Bush se mostró a la defensiva sobre el tema de Guantánamo.

Su administración ha mantenido que los tribunales estadounidenses no tienen jurisdicción en esa base militar, localizada en un extremo de Cuba, pero esta vez Bush afirmó que el futuro de los prisioneros está pendiente de una decisión de una corte federal.

«Es necesario un camino hacia adelante para los 500 presos que están allí», dijo el presidente, quien no aclaró las opciones posibles.

Algunos legisladores demócratas han pedido el cierre de la base, donde algunos prisioneros han sido maltratados, según informes confidenciales de la policía federal (FBI) y la Cruz Roja que han salido a la luz.

Bush enfatizó que «muchos» de los detenidos son peligrosos. En el pasado, el presidente había dicho que todos los prisioneros lo eran.

El presidente explicó que en total han pasado por Guantánamo unos 800 prisioneros, que fueron detenidos en «campos de batalla», pero que no usaban uniforme.

Su administración se ha negado a reconocerlos como prisioneros de guerra y a darles la protección de la Convención de Ginebra, pero los ha tratado según los parámetros de ese tratado, se defendió Bush.

Los detenidos de Guantánamo fueron capturados en su mayoría en Afganistán y son sospechosos de pertenecer a la red terrorista Al Qaeda o al grupo fundamentalista musulmán Talibán.

Desde 2001, cuando llegaron los primeros, organizaciones de derechos humanos han criticado que se les haya negado acceso a los tribunales y a abogados, pero en los últimos meses las críticas han cobrado mayor relieve político.

Recientemente, el jefe de la mayoría en el Senado, Bill Frist, y el senador John McCain, ambos republicanos, han dicho que la prolongada detención de sospechosos en Guantánamo perjudica a la «imagen de Estados Unidos».

No obstante, el Pentágono insiste en que no tiene intención de cerrar la prisión. La semana pasada, el secretario de Defensa, Donald Rumsfeld, dijo que Estados Unidos necesitará ese centro de detención mientras dure la guerra contra el terrorismo.

Fuentes del Pentágono revelaron la semana pasada que la empresa Halliburton recibió un contrato de 30 millones de dólares para la construcción de una nueva instalación para albergar a 220 reclusos y una valla de seguridad en Guantánamo.