En el Centro Cultural Dominico-Alemán
Retrospectiva de Polibio Díaz

<STRONG>En el Centro Cultural Dominico-Alemán</STRONG><BR>Retrospectiva de Polibio Díaz

POR AMABLE LÓPEZ MELÉNDEZ
La noche del pasado viernes 20 de abril, en el marco de la celebración del Día Internacional de los Monumentos y Sitios, el ministro de Relaciones Exteriores de la República Federal de Alemania, doctor Frank-Walter Steinmeier y el secretario de Estado de Cultura de la Republica Dominicana, licenciado José Rafael Lantigua, develaron una tarja en  mármol frente a la fachada de la sede del Centro Cultural Domínico-Alemán (C/ Isabel la Católica #212, Zona Colonial) en homenaje póstumo al  arquitecto Erwin Walter Palm y a la escritora Hilde Domin y como reconocimiento a los significativos aporte de esta pareja de esposos alemanes en favor de la conservación de los más importantes monumentos arquitectónicos de nuestro período colonial.

Tal como precisa Miguel de Mena: “Los Palm pusieron todo el empeño, la dedicación, las fuerzas de donde no había gran cosa. Sacaron de estas piedras coloniales un cuadro de sus verdaderas glorias. Contando con el apoyo de fray Cipriano de Utrera, con los recursos que brindaba la Universidad de Santo Domingo, con el consejo de lejanos conocidos-como el historiador de arte Erwin Panofsky, los Palm  desarrollaron una labor titánica. Erwin Walter pudo presentar en aulas universitarias, en congresos internacionales y a través de la prensa, un conjunto de  textos que harían variar las líneas de conocimiento hacia el pasado colonial, refundando desde esta Isla los estudios de historia de la arquitectura del Nuevo Mundo”(HOY/Areito,01/05/06).

Así, a este merecido homenaje a los Palm se une el reconocido fotógrafo dominicano Polibio Díaz, quien presenta en los espacios expositivos del CCDA una exposición retrospectiva compuesta por un cuerpo de obras que nos deja ver el valor documental de su producción simbólica,  la unicidad de su mirada, su poética compenetración con el dispositivo tecnológico  y una resistente colección de imágenes en las que logra “revelar” y retener la fundamental y efímera memoria de “nuestro tiempo”. Dicha muestra incluye 4 fotografías de la serie “Catedral Santa María de la Encarnación 6 am- 6 pm”(1980), un audiovisual con la serie completa y con  la música de Carmina Burana” de  Carl Orff, una fotografía de la serie “Áreas (des) protegidas” (2005), una de la serie “The dominican dream,”(2006), 2 fotos  de  la serie Desnudo sorprendido”(1999- 2000) y 3 fotos   de la serie “Interiores” (2002- 2004).

El objeto  perpetuo de las imágenes de la “Catedral Santa María de la Encarnación 6 am- 6 pm” es  el mismo monumento arquitectónico que los Palm estudiaron y catalogaron hace más de seis décadas . Sobre esta serie, el desaparecido crítico de arte francés Raoul-Jean Moulin, sostiene que: “Entre el alba y el crepúsculo, como ejemplo traspuesto de Claude Monet trabajando la serie de la Catedral de Ruán (1892-1893, 1894), la serie de Polibio Díaz sobre Santa María de la Encarnación se despliega como una suite extraña, algunas veces fantástica cuando ella explora el antro oscuro del cine. Que esta serie sea ante todo una revelación es, sin duda, por eso que ella trabaja con el blanco de España, jugando con sus pliegues alternados sobre el vidrio, como un velo de la Verónica, donde se inscriben, entre los graffiti trazados con el dedo, imprecaciones, conjuros retazos de impresión evanescentes estimuladas por el trémulo e intrincado juego de las apariencias que se desmoronan y se mezclan en suspenso en la unidad del plano virtual de composición, espacio fílmico sobreimpreso, petrificado en vivo. Visiones de lo infigurable en el derrumbe que amenaza, como desligadas de la persistencia de las diagonales, contrariando a un propósito el paso de un mundo cercano a las tinieblas infernales”. Raoul-Jean Moulin: Polibio Díaz, Una Isla, un Paisaje”..