El PLD post Bosch

El PLD post Bosch

El  VIII Congreso  Ordinario  “Comandante  Norge  Botello” del  Partido de la  Liberación   Dominicana, figuró entre los temas de  agenda  de  la  más  reciente reunión  del  Comité  Político  del  PLD. Su apertura o  reapertura  oficial   se  anuncia para  el próximo  14 de julio,  y  concluirá probablemente entre  finales  de  marzo o  principios   de  abril de  2014. Sin  duda,  se  escribirá  y  se  hablará  mucho    sobre  este congreso:  todo  lo  relacionado  con el  PLD  es  de interés  de la opinión pública: gobierno  en  el  período  1996-2000, encabezado por el doctor Leonel   Fernández,  y tres nuevas  administraciones  consecutivas (2004-2008 y 2008-2012, presididas  por el  doctor  Fernández; y 2012-2016, bajo  la  conducción  del licenciado  Danilo  Medina).

Además, el  próximo 30  de junio se conmemorarán los  104 años   del nacimiento de Juan  Bosch. Por  ello,  ofrezco  a   los  lectores  de Hoy,  fragmentos del    prefacio  que  escribí para el  libro del periodista   Rafael  Grullón,   titulado El PLD Post Bosch, los  nuevos  paradigmas.

Esta obra nos coloca  frente a una  estimulante  crónica  de la  vida  partidaria y de la nación,  justo  cuando asistimos  a un momento clave del   Partido   de la  Liberación  Dominicana. El texto está enmarcado en una etapa de  transición  de  procesos  internos  de la organización, del  país y del mundo.

Este  es el  tercer  libro que  publica  Grullón sobre  el  rol del   PLD  en el  proceso  histórico  de la   República Dominicana de  las  últimas   décadas. Todos  son recopilaciones   de sus  artículos  publicados  en  Vanguardia del  Pueblo, vocero  del  PLD, en el cual durante años,   formó  parte del  equipo  de  dirección, en  las  funciones de   Jefe de Redacción. 

En  este nuevo trabajo, Grullón  nos   presenta  capítulos fundamentales  de la  vida del PLD,  en una  prosa ágil y sencilla, marcada  por  el  análisis, matizada de  anécdotas  propias o  ajenas. Su  narración, en ocasiones parecería  novelada  y  poética:  escribe sobre una actividad política en  que  define a   Jánico, municipio de la  sierra  santiaguera “Jánico  es una  tacita  entre montañas.  En las  cimas que  rodean aquel pueblo viven los serranos.  Son hombres  fornidos, hechos a la medida de las  montañas, y sin las   debilidades   físicas de los que  no han   tenido que  abrirse  camino en  las  veredas.” (Pág.  309).

Más  allá  de  sus  reflexiones   partidarias,  el autor  trae interesante información  sobre liderazgo extraída de  textos  del profesor Bosch sobre  el tema (La  función del líder, Consideraciones acerca  del  político: La vocación  y el oficio, Táctica y  estrategia en la  actividad  política, así  como    las lecciones señaladas en sus  biografías  y   escritos  sobre Simón  Bolívar, Eugenio  María  de  Hostos, Judas Iscariote,  José   Martí,  Máximo Gómez, Juan  Pablo  Duarte y  Gregorio Luperón, entre otros), además   recurre  a   autores destacados  del  liderazgo,  la administración y otras áreas: Stephen  Covey,  Al  Ries,  Jack Trout,  Peter   Senge, Peter Drucker, Karl Von Clausewitz, Warren Bennis y DagHammarskjold.

 Los  artículos  de  Grullón en Vanguardia del  Pueblo tenían  buena  acogida,  eran más  bien  esperados;  el semanario   fue  pilar  fundamental  de   la  cultura   política  dominicana  durante años; como  organizador,  Vanguardia  fue  clave   en el  crecimiento y  desarrollo del  Partido de  la  Liberación  Dominicana.

Bosch creó  no sólo  una  escuela   política, sino que  con el periódico  peledeísta, también dejó como  legado una  importante  escuela de  periodismo  político.

Para  el  profesor  Bosch, el  periódico “es  un  instrumento político que tiene  para el  partido el mismo   valor y rinde la misma  utilidad que un  serrucho  en las manos de  un carpintero,  un bisturí en  las  manos de un cirujano o una  máquina calculadora en las manos  de un  contable”. Llegó  a expresar que  “entre   el  desarrollo del  Partido y  los  progresos  de  Vanguardia hay  una   relación parecida a la que  hay  entre el  cuerpo de  un ser vivo  y   su  piel”.

En el  22 aniversario del periódico,  en  agosto de  1996,  el doctor Leonel      Fernández, entonces  presidente electo, afirmó que “Vanguardia debe ser  fortalecido como órgano de  difusión  del  Partido, debe  ser  renovado permanentemente,  y  las  nuevas  tecnologías de  confección de periódico y  práctica  del  periodismo deben  ser   incorporadas  a  Vanguardia del  Pueblo, porque pienso que  además del  PLD, otra   gran  obra  de   Juan   Bosch se llama  Vanguardia  del  Pueblo”.

Doña  Carmen  Quidiello de Bosch ha repetido que Vanguardia es “la eucaristía del  Partido, el  Evangelio  según  Don  Juan”.

Para el doctor Euclides  Gutiérrez  Félix, director  del semanario  en tres  ocasiones, “es el periódico político dominicano de  mayor  trascendencia en la  historia del país que ha circulado de manera permanente y sin interrupción desde  su fundación hasta  la  fecha.”

Grullón aborda la  vida  del peledeísmo  desde  la  perspectiva  de  los   cambios  que se  han   operado  en la  sociedad  dominicana  en los    últimos  tiempos,  y   en el propio  PLD,  pero  asienta    su mirada en  el impacto  que  tuvo,   y sigue  teniendo,   en la vida  de la  organización,  el  VI Congreso  Ordinario, celebrado  en  el  2001.