Ejército y Policía protegen  juntas electorales

Ejército y Policía protegen  juntas electorales

Algunas juntas electorales de diferentes municipios donde todavía se trabaja en el proceso de conteo de los votos y cotejos de las actas de votación fueron militarizadas ayer por tropas del Ejército y la Policía Nacional.

La junta del municipio de Santo Domingo Norte fue militarizada luego que el síndico Daniel Carvajal Lois se presentara acompañado de militantes perredeístas para reclamar el triunfo que alega le quieren escamotear.

Más de 20 miembros de la Policía Militar Electoral fueron apostados adentro, al frente y en los alrededores del local, mientras que dos vehículos militares fueron atravesados en la carretera para impedir el tránsito de vehículos por el lugar.

La militarización de esta junta se debió a la presencia de cientos de militantes perredeístas, explicó la presidenta del organismo, María de los Angeles Suero.

En otro lugar, un reporte de Anselmo Silverio desde Santiago, da cuenta que las juntas electorales de Moca y Esperanza también fueron militarizadas por soldados y policías.

En tanto que el corresponsal Fausto Soto, de Baní, reportó que funcionarios del gobierno se presentaron a la junta acompañados de agentes, incluyendo el fiscal Víctor Euclides Cordero, portando armas de fuego y creando retraso en el conteo de las actas.

Anoche a las 10:00, el presidente de la Junta Electoral, Braulio Pérez, decidió suspender el reconteo de los votos y anunció que dejaría el caso en manos de la Junta Central electoral.

Mientras que el miércoles, en horas de la noche, se presentó a la junta el general Reinaldo Mauricio Moreno, de la Policía Nacional, quien reforzó  la vigilancia del recinto con agentes cascos negros.

En Nagua, funcionarios del gobierno encabezados por Aristipo Vidal, se presentaron a la Junta Electoral con varios militares donde conversó con el secretario del organismo.

Un camión lleno de militares fue apostado en el tribunal en esta ciudad, ubicado en la calle Narciso Minilla esquina Altagracia.

De acuerdo con la información ofrecida por la corresponsal Yluminada Pérez, la militarización causó alarma entre residentes de la ciudad cibaeña.