Dos hermosas Diane embellecen la gran pantalla

Dos hermosas Diane embellecen la gran pantalla

Esta semana en las salas oscuras se proyectan dos atractivas comedias románticas, protagonizadas por dos hermosas mujeres: Diane Keaton y Diane Lane. La primera película retrata a un maduro seductor que descubre el amor en la madre de una de sus jóvenes conquistas. La segunda, narra la historia de una mujer que en la busqueda de sí misma, deja todo atrás y se marcha a la Toscana italiana. Son dos historias sobre los lazos humanos contadas por mujeres.

[b]ALGUIEN TIENE QUE CEDER:[/b]

Jack Nicholson y Diane Keaton

Jack Nicholson, Diane Keaton y Frances McDormand estelarizan junto a Keanu Reeves y Amanda Peet “Alguien tiene que ceder”, comedia romántica realizada por la directora/escritora Nancy Meyers (‘What Women Want’, ‘The Parent Trap’).

[b]ARGUMENTO[/b]

Harry Sanborn es un maduro solterón que se ufana de sólo salir con mujeres que no hayan sobrepasado la edad de 30 años. Cuando Harry va ha pasar un romántico fin de semana en la casa de playa de la madre de Marin –su última conquista , comienza a sentir dolores en el pecho. La madre de Marin, Erica Barry, una autora teatral de éxito, accede a cuidarlo hasta que se reponga. Una vez que están los dos solos, Harry se sorprende a sí mismo al darse cuenta de la fuerte atracción que siente hacia Erica.

Y a pesar de sus iniciales protestas acerca de Harry, Erica se da cuenta de que está volviendo a sentir la llama del amor. Entonces, surgen complicaciones amorosas cuando Erica es también asediada por el joven médico de Harry. Una vez recuperado, el empedernido seductor regresa a su casa y vuelve a sus viejos hábitos. Sin embargo, cuando lo que siente por Erica no lo deja dormir tranquilo, deberá plantearse un cambio drástico en su vida.

[b]Título original: Something’s[/b]

Gotta Give

Estados Unidos – 2003

Comedia romántica – 123

Dirección: Nancy Meyers

Intérpretes: Jack Nicholson, Diane Keaton, Frances McDormand, Keanu Reeves, Amanda Peet, Jon Favreau

[b]DIANE KEATON[/b]

La plenitud de la madurez

Diane Keaton ha demostrado a través de los años ser una mujer extremadamente versátil; además de actriz, es también directora, fotógrafa y productora cinematográfica. Ganadora de un Oscar por su papel en la película ‘Annie Hall’ (1977), de Woody Allen. Gracias a aquella magnífica interpretación, Diane se convirtió en el prototipo de la mujer liberada de finales de los 70 y principios de los 80 y despojada del atuendo femenino, que se apropiaba de los pantalones y la chaqueta masculina. Una mujer con muchas ansias de poseer su propio espacio y dispuesta ha ocupar un papel más activo en la sociedad. Diane Keaton no sólo interpretó a esa mujer, sino que ella la representa.

En la plenitud de su madurez, llena de vitalidad y hermosura, la actriz se perfila como una posible ganadora en la próxima entrega de los premios Oscar. Hace unos días recibió un Globo de Oro a la mejor interpretación femenina por su papel en ‘Alguien tiene que ceder’.

[b]VIDA[/b]

Diane Keaton nació y creció en Los Ángeles y a los 19 años se trasladó a Nueva York, donde empezó a estudiar interpretación en la Neighborhood Playhouse.

La primera vez que se subió a un escenario lo hizo para participar en los coros del musical ‘Hair’. Su primer papel importante le llegó cuando Woody Allen la escogió para actuar junto a él en la obra teatral “Sueños de un seductor”. Poco después esta relación profesional pasó al plano sentimental y Diane Keaton formó pareja con el reputado director. A partir de entonces, ella se convertiría en su musa y en la actriz principal de las producciones de Allen. Incluso después de finalizar su relación, Diane Keaton ha sido una presencia casi obligatoria en todos los rodajes de Woody Allen.

Su carrera alcanzó su punto cumbre durante la década de los 70 con la película ‘El padrino’, de Francis Ford Coppola (más tarde intervendría en las dos siguientes películas de la saga).

En 1981 es nominada al Oscar por “Reds”, junto a Warren Beatty. Ese mismo año intervino en “Después del amor”, del británico Alan Parker. En 1982 comienza su actividad como directora, primero con el corto titulado ‘What does Dorrie want’, en el que su hermana Dorrie se sometía a un interrogatorio sobre lo que le gustaría hacer en la vida.

Un año después surgió el proyecto de “Heaven”, su primer largometraje como directora y que se rodó en Los Ángeles entre noviembre de 1984 y febrero de 1985. En este filme, docenas de personas desconocidas, de la calle, explican su idea del paraíso.

BAJO EL SOL DE TOSCANA: Comedia romántica en el paisaje italiano

Basada en la novela autobiográfica de Frances Mayes, “Bajo el sol de Toscana”’ es una comedia romántica realizada por la directora y guionista Audrey Wells (guionista de “George of the Jungle” y “The Truth About Cats and Dogs”). El filme retrata la historia de una mujer americana insertada en el cálido paisaje de una campiña italiana, mostrándonos paisajes, comidas y costumbres propios de Italia.

[b]ARGUMENTO[/b]

La vida de la recién divorciada escritora de San Francisco, Frances Mayes (Diane Lane) está a punto de dar un inesperado vuelco. En un intento por que Frances salga de su letargo y su ostracismo provocado por su reciente divorcio, su amiga Patti (Sandra Oh) le ofrece como regalo un viaje de diez días a Toscana, en el corazón de Italia.

Entonces allí, bajo el sol de Toscana, ocurre lo inesperado: Frances impulsivamente compra una deteriorada casa de campo llamada “Bramasole” –que literalmente significa “que añora el sol” y al hacerlo se precipita a una vida totalmente nueva. Mientras que adopta las costumbres de la región y se dedica a la restauración de su nueva casa, Frances se encuentra a sí misma formando estrechos vínculos con la gente que la rodea y poco a poco vuelve a redescubrir el placer de la risa, la amistad y el romance.

[b]Título original: Under the Toscan sun[/b]

Estados Unidos – 2003

Comedia romántica – 115

Dirección: Audrey Wells

Intérpretes: Diane Lane, Sandra Oh, Lindsay Duncan, Raoul Bova, Vincent Riotta, Roberto Nobile, Anita Zagaria, Evelina Gori, Giulia Steigerwalt, Pawel Sajad.