Decoremos con Kiki. El mix and match: más allá de las telas

Decoremos con Kiki. El mix and match: más allá de las telas

Ya es definitivo que los días monótonos y desabridos en la decoración llegaron a su fin. Llegó la época en que nuestros espacios no solo son una expresión de nuestra personalidad y el estilo es reflejo de nuestro carácter.
La mezcla de estampados, colores y texturas es la novedad en cuanto a combinaciones y composiciones de piezas y formas. Lo conocemos como el “mix and match”. En inicio solo se entendía en lo referente a mezclar telas con estampados diferentes como rayas y lunares. Hoy sabemos que va más allá, llevando el eclecticismo a su máxima potencia.
La idea es jugar con los elementos de forma armónica pero creativa. Hablamos de mesas de comedor rústicas con sillas actuales como acrílico o metal. El mix and match nos habla de contrastes, que podemos lograr fusionando estilos, una base nórdica con materiales nobles y colores neutros pero a la hora de dar terminación con los detalles decorativos nos vamos por elementos coloridos, en metales, piezas ‘quirky” o divertidas.
También resulta en la combinación de buenas piezas que ya tengamos en casa como un sofá de diseño al que le añadimos cojines económicos pero en contraste.
Las opciones a lograr son innumerables, las mezclas de piezas antiguas con modernas es una tendencia muy en aumento y parte del mix and match, cambiamos totalmente el aspecto de una sala si por ejemplo añadimos butacas tapizadas en los muy usados tonos navy o esmeralda en terciopelo con ese sofá antiguo.
Una bufetera en colores vibrantes como el turquesa el coral o el amarillo con ese comedor esto siglo XVI. Las lámparas estilo chandelier de antaño en una sala completamente moderna o estilos antiguos con materiales modernos. Hoy vemos lámparas de actualidad con bombillos de filamento evocando las primeras apariciones de la luz eléctrica.
En las habitaciones logramos esas combinaciones poderosas cambiando las mesitas de noche tradicionales por las de estilo más contemporáneo como las de espejo.
Por el contrario camas modernas en metal con mesas auxiliares en madera pintada de colores convertidas en mesitas de noche.
Los textiles son buena idea para iniciar de a poco con lo ecléctico del mix and match, un sofá a rayas donde coloquemos unos cojines en estampado floral. Quizás nos vamos a una alfombra con figuras geométricas bajo unas estampas primaverales. Cortinas a cuadros y papel tapiz con flores.
En fin, las combinaciones poderosas llegaron para quedarse, solo que volvemos a la palabra mágica de la decoración: equilibrio.
Empecemos de a poco cuidando la armonía.
Escoger la misma paleta cromática para hacer las mezclas o irnos por los opuestos en tono, que algún elemento guarde relación para mantener el lenguaje creativo como los tonos o empezar primero un área y ver qué tal nos va quedando.