Decodificando las Reflexiones de Fidel sobre Leonel

Decodificando las Reflexiones de Fidel sobre Leonel

La opinión pública fue sorprendida por la visita del presidente Leonel Fernández a Fidel Castro, y aun más por las Reflexiones del líder cubano sobre ese encuentro.

Llama la atención   el aspecto del Comandante  Castro.  A dos años de su retiro del poder, luce recuperándose, por su extraordinaria fortaleza física y voluntad, que le permitió en 1947 lanzarse  al mar para evitar ser detenido, como el resto de la expedición antitrujillista de Cayo Confites; así como llevar sobre sus hombros la Revolución Cubana durante 50 años.

Cuando su salud se deterioró, Fidel  fue aislado como  “Secreto de Estado”, no obstante su conocida extraversión, lo que  hace pensar que sus escritos han sido  utilizados estratégicamente por su influencia dentro  y fuera de Cuba, por la élite que encabeza actualmente Raúl Castro y la cúpula político militar en el poder.

Leonel  persiguió al menos los  objetivos de 1) hacerse oír y ser citado por Fidel, influyente  en América Latina y el país. Leonel,  no obstante sus andanzas norteamericanas, no ha logrado ser recibido por Obama o sus colaboradores. Fidel  incluso expresó reconocimiento por sus conocimientos económicos con ayuda del Internet y otras fuentes.

2) Obtener el beneplácito de Fidel para usar los fondos de la seguridad social  para financiar proyectos a costa de la seguridad de los ahorros de los trabajadores, 3) aprovechar la liberalización de la  política  exterior de EEUU para buscar acercamiento con un régimen que le da una imagen progresista a su continuismo galopante.

La “reflexión” de Fidel parece buscar demostrar su renovada influencia entre los gobiernos latinoamericanos que se le acercan, llevar “a lo hondo” a Leonel, citando que,  “según  ve las cosas”, el capitalismo es un sistema que suda toxinas venenosas por todos los poros”, inducir la nacionalización de los bancos como remedio a la crisis económica, decir  que Leonel fue quien solicitó, llevo su cámara y le pidió publicar esa cita “para que no lo desmientan”.

Dentro de ese contexto se pueden dejar pasar errores históricos leves.

Lo que es inexcusable, como afirmó Narciso Isa Conde, es que se pretenda llamar “selección natural” al ascenso de Leonel, cuando fue llevado de la mano por Balaguer, para impedir el triunfo de Peña Gómez; en una “alianza patriótica”, así como  el cambio de las enseñanzas progresistas de Juan Bosch por el conservadurismo balaguerista como práctica de gobierno.