Danilo cierra campaña; dice barrerá el domingo

Danilo cierra campaña; dice barrerá el domingo

Por JUAN M. RAMIREZ
El precandidato presidencial por el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) Danilo Medina admitió ayer que durante el proceso interno de esa organización hubo exceso en el debate por ambas partes, por lo que pidió perdón a sus contrincantes que impulsan la reelección presidencial. Dijo, ante miles de seguidores, que había llegado la hora del perdon.

Durante un acto de cierre de campaña efectuado ayer en el Palacio de los Deportes Virgilio Travieso Soto, en esta capital, Medina extendió su mano amiga a sus compañeros que respaldan la reelección del presidente Leonel Fernández, tras proclamar que todos son peledeistas.

«En este proceso ha habido exceso en el debate, irrespeto entre nosotros,  yo creo que ha llegado la hora del perdón, desde aquí extiendo mi mano amiga a los compañeros que están con la reelección y se la entrego llena de afectos, de todo corazón», proclamó. 

Dijo que también perdonaba a quienes lo insultaron durante la campaña interna.

Medina perdonó, incluso, lo que llamó «campaña despectiva» que salió a la calle en la primera fase del proceso interno, de la que acusó a los reeleccionistas, y manifestó que los peledeistas deben actuar como una familia.

Explicó que en una familia hay hermanos que se llevan mejor y otros que en ocasiones hasta se pelean, pero que no por eso dejan de ser hermanos.

Sostuvo que por más que se enfrenten, por las venas de los peledeistas corre la misma sangre, y  pronosticó una barrida a la reelección en el Congreso Electoral Profesor Juan Bosch, que se efectuará el próximo domingo, del que saldrá el candidato presidencial de esa entidad con miras a las elecciones del 16 de mayo de 2008.

«Como dicen en San Juan, cuando la fiesta va a ser buena desde la víspera se ve, y esta es la víspera de la fiesta del domingo, donde este ejército de voluntarios, de hombres y mujeres leales, vamos a barrer en las primeras del próximo domingo y me van a proclamar como el próximo candidato del PLD», manifestó Medina ante sus seguidores que abarraron el escenario.

Medina anticipó que de ganar la contienda del domingo, el lunes convocaría a sus compañeros del bando contrario para que se reencuentren y juntos conduzcan al partido morado a su tercera victoria electoral.

El aspirante presidencial peledeísta valoró el que sus seguidores abandonaran el camino fácil de seguir con la reelección del presidente Fernández.

«Lo que me llena de orgullo de ustedes es que abandonaran el camino fácil para transitar el camino del riesgo y de la lucha, pero el camino justo para respaldar las aspiraciones de nosotros dentro del PLD», expuso.

Dijo estar muy agradecido del apoyo que ha tenido de sus compañeros, por lo que consideró tiene una gran deuda que comenzará a saldar lo más pronto posible.

Recordó que cuando salió del Gobierno sus contrarios internos señalaron que estaba loco, que quedaría solo, así como que su liderazgo se debía a que estaba sentado en la Secretaría de la Presidencia y que una vez fuera recibiría el golpe de la soledad.

Precisó que le pronosticaron que su precandidatura no duraría diez días, que iba a tener que abandonar la contienda porque  sería aplastado por el poder del Palacio Nacional.

«Sin embargo, han pasado seis meses, pasó noviembre y aquí estamos, pasó diciembre y estamos aquí, pasó enero y estamos aquí, pasó febrero y continuamos en la lucha, pasó marzo y seguimos, pasó abril y aquí estamos, y estamos a dos días para ser proclamado el próximo candidato por el Partido de la Liberación Dominicana», expresó.

Durante su discurso de cierre de campaña, de menos de 20minutos, Medina invitó a los camarógrafos a filmar lo que acontecía fuera del Palacio de los Deportes, donde una gran multitud esperaba ya que no cabía dentro.

Consideró que si a la multitud que se dio cita en el Virgilio Travieso Soto le llaman estar solo se sentía feliz estar en medio de esa soledad.

Reiteró que tiene ganada su candidatura en 25 provincias del país y que se verá que pasa en las restantes siete, en la que nadie se puede declarar ganador.

Preguntó a la multitud que acudió al Palacio de los Deportes si estaban subidos en el palo, como proclaman los reeleccionistas a lo que se escuchó un no rotundo.

«De eso se trata, de cambiar para renovar, para que todo el PLD tengan también la oportunidad de subirse en el palo», sostuvo.

Dijo creer en la dignidad de los peledeistas, en su talento, su probidad, por lo que proclamó gobernar con el PLD, en la que privilegiará el talento, el sacrificio y la capacidad de sus compañeros.

Se comprometió convertir al PLD en el mediador entre la sociedad y el Estado, y que no se puede hablar de desarrollo con la mitad del país envuelto en la pobreza. Y viviendo en la marginalidad.

Se comprometió pactar un programa de largo plazo con las fuerzas productivas de la nación, los partidos políticos y la sociedad civil para juntos crear los espacios que requieren los dominicanos.

«Voy a trabajar por la juventud, más educación, viviendas, trabajo, comida y salud, apoyado en el aparato productivo nacional, pero lo quiero hacer con gente digna, con probidad, con gente que no se venda. No quiere a mi lado oportunistas que se venden para engancharse en el carro del poder», subrayó.

Advirtió que el que se vende en política no vale para el que lo compra, ni mucho menos para el que traiciona, ya que se entierra en un cementerio de muertos vivos.  

Indicó que no quiere personas de esas condiciones, sino mujeres y hombres con vocación de servicios y de sacrificios como los que están dentro del PLD.