Corporán promete ayuda a madre de Danny Almonte

Corporán promete ayuda a madre de Danny Almonte

El empresario y productor de televisión Rafael Corporán de los Santos prometió a Sonia Margarita Rojas, madre del estelar pelotero de pequeñas ligas Danny Almonte, ayuda para viajar a los Estados Unidos con el fin de someterse a procedimientos médicos que le ayuden a recuperar su salud.

En una emotiva tarde en el programa Sábado de Corporán, que produce por Color Visión, Corporán se comprometió a ir con Rojas al consulado norteamericano este lunes para hacer la solicitud de una visa humanitaria para Rojas.

ADanny, ya hablé con el embajador norteamericano (Hans Hertell) y te prometo que este lunes vamos para el consulado a conseguir una visa humanitaria y te uniremos a tu madre@, dijo Corporán al conversar por la vía telefónica con Almonte, quien se encuentra en la ciudad de Nueva York, donde reside y juega béisbol en la escuela James Monroe.

La señora Sonia, visiblemente emocionada al conversar con su hijo, sufre de un tumor en uno de sus riñones y tiene que ser sometida a diálisis con cierta frecuencia y no cuenta con los recursos necesarios para cubrir los costos de su tratamiento.

Desde hace más de una semana se ha comenzado una recolecta en bancos nacionales e internacionales con miras a poder conseguir los fondos necesarios para doña Sonia.

Corporán aseguró que entre lunes y martes estaría acompañando a la madre de Almonte en su viaje a los Estados Unidos.

CANTO DANNY RIVERA

Un regalo especial para Sonia Rojas fue la presentación del cantante boricua Danny Rivera para cantarle a la dama que bautizó a su hijo como Danny en honor al intérprete de AAmada amante@.

AEsto es para usted, mi doña, con todo el cariño del mundo, dijo el jocoso Corporán.

El padre de Danny, Felipe, también habló con su hijo y rompió en llanto al oír la voz de su hijo.

Almonte ganó notoriedad en el 2001, cuando lanzó el juego perfecto número 44 en historia de la Serie Mundial de Pequeñas Ligas en Williamsport.

Representando al equipo Rolando Paulino del Bronx (New York), que estaba formado por 14 niños dominicanos y dos puertorriqueños, Almonte ponchó a 16 de los 18 bateadores que enfrentó, incluyendo los primeros 15.

El chico se convirtió en una leyenda que interesó a todos los aficionados del béisbol en Estados Unidos y gran parte del mundo.

Sin embargo, una investigación posterior al torneo determinó que Almonte tenía 14 años, dos por encima de las reglas del torneo.

Almonte se quedó viviendo en Nueva York y ha mantenido un ritmo espectacular en el montículo en cada categoría del sistema de pequeñas ligas en que le ha tocado jugar.

El viernes de la semana pasada, Almonte lanzó blanqueada de un hit y 11 ponches ante George Washington para guiar a James Monroe a ganar 4-0 en la final por el campeonato estatal de escuelas públicas de New York, en el Shea Stadium.

Todas las organizaciones de Grandes Ligas adorarían tener a Almonte, quien además de lanzar juega excelentemente en la primera base y los jardines, pero tendrán que esperar hasta junio del 2006, cuando el dominicano podrá entrar al sorteo universitario.