Continúa alza del petróleo

Continúa alza del petróleo

LONDRES (AFP).- El precio del petróleo inició la semana con nuevos récords: a casi 64 dólares el barril en Nueva York y a 62,70 en Londres, alimentados por temores sobre la seguridad en Oriente Medio y los persistentes problemas de refinado en Estados Unidos. En Nueva York, el barril de «light sweet crude» para entrega en septiembre llegó a valer 63,95 dólares hacia las 15H50 GMT, una subida de 1,64 dólares con relación al viernes.

Se trata de un nuevo récord desde el inicio de la cotización de este petróleo en 1983.

En Londres, el barril de Brent del mar del Norte también batió un nuevo récord, a 62,70 dólares para entrega en septiembre, lo que supone 1,63 dólares más que el viernes. Hacia las 16H00 GMT el Brent subía 1,56 dólares a 62,63 dólares.

El petróleo se ha encarecido un 40% desde hace un año. Pero en relación a la inflación, sigue por debajo del nivel alcanzado después de la revolución iraní, en 1979, cuando un barril costaba 80 dólares de hoy.

«El impulso de hoy se debe a la preocupación sobre la seguridad en Oriente Medio, pero también del mercado de gasolina que empuja al crudo al alza», explica Kevin Norrish, analista del banco Barclays Capital. «Hay más margen para más compras especulativas de petroléo crudo», agregó.

En Arabia Saudita, las informaciones sobre una «amenaza» contra edificios oficiales estadounidenses llevaron a Washington a cerrar el lunes su embajada en Riad así como los consulados de Yeda (oeste) Dhahran (este).

Por su parte, las autoridades británicas, que se basan en informaciones «creíbles», advirtieron este lunes de que «terroristas están en la fase final de la preparación de ataques» en suelo del reino saudí.

Esta noticia se produce menos de una semana después de la muerte del rey Fahd que también contribuyó a la subida de los precios del crudo por temor a un cambio en la política petrolera en Arabia Saudita.

El reino saudí es el primer productor mundial de oro negro, con 9,5 millones de barriles diarios, y el único país miembro de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) con capacidad para aumentar su producción en unos 1,5 millones de barriles diarios.

«El mercado está preocupado. La gente teme un acto terrorista o una perturbación de la producción petrolera en Arabia Saudita, y quizá que Arabia Saudita, con su nuevo rey (Abdalá), es un poco vulnerable en este momento», subraya un operador de la agencia de corretaje Bache Financial, que pidió mantenerse en el anonimato.

Además, Irán reanudó este lunes sus actividades nucleares ultrasensibles en su planta de conversión de uranio de Ispahan (centro), lo que puede provocar una crisis internacional. Irán es el segundo productor de la OPEP, detrás de Arabia Saudita, con una producción de unos 3,9 millones de barriles diarios.

Además, los precios siguen con tendencia alcista por los problemas registrados recientemente en varias refinerías estadounidenses, de los grupos ExxonMobil, BP, ConocoPhilips y Valero Energy.

«Los problemas en las refinerías estadounidenses siguen limitando la capacidad de producir suficiente gasolina para satisfacer la demanda en fuerte alza», explica Norrish.

«Las refinerías han trabajado a pleno rendimiento durante tanto tiempo que esto ha aumentado el riesgo de accidentes», señala por su parte Sam Tilley, analista de la casa de corretaje Sucden.

Las reservas de gasolina estadounidenses, que han caído 4 millones de barriles en la última semana de julio, «son ahora muy inferiores a los que había en tres de los últimos cuatro años, a pesar de que la demanda aumenta, y los problemas registrados en varias refinerías no hacen más que empeorar los temores de un abastecimiento escaso», subraya.