Con nueva ley, farmacias y seguros estarían obligados a suplir «sin restricciones» medicamentos a usuarios

Con nueva ley, farmacias y seguros estarían obligados a suplir «sin restricciones» medicamentos a usuarios

La Comisión de Seguridad Social, Trabajo y Pensiones del Senado decidió hoy que los seguros médicos y las farmacias entreguen cualquier medicamento recetado por el médico, sin restricciones, según el fondo disponible para el asegurado, de acuerdo a un proyecto de ley sometido por el senador Adriano Sánchez Roa.

“El asegurado, con recursos disponibles en la compañía de seguro médico, no debe ser limitado de algunos medicamentos, a veces el fundamental para sus dolencias, ni tampoco perder esos fondos por lo cual paga al seguro”, explica la pieza legislativa.

El senador por Elías Piña también propuso que el Consejo Nacional de Seguridad Social (CNSS) semestralmente disponga el aumento de los fondos para la compra de los medicamentos, en el sistema de seguro médico del país, según indiquen los ingresos versus precios de los medicamentos.

El pleno del Senado para rendir un informe, en la mayor brevedad posible de la iniciativa de Sánchez Roa, designó a los senadores José María Sosa, José Rafael Vargas, Luis René Canaán, Charles Mariotti, Amarilis Santana, Wilton Guerrero, Edis Mateo Vásquez, Manuel Paula y Heinz Vieluf Cabrera.

«Los recursos económicos asignados a la compra de medicamentos en cada asegurado, en el sistema de seguro médico del país, de no ser utilizados por el paciente, se acumulen a los fondos correspondientes del próximo período», dispone la pieza.

De acuerdo al proyecto de ley, los fondos asignados en el Sistema de Seguro para la adquisición de medicamentos de cada asegurado, aunque su monto resulta irrisorio, constituye una propiedad del mismo, sin embargo, en la actualidad una parte de esos fondos no llega a su destinatario.

Explica que “existe un conciliábulo entre las compañías prestadoras de servicios de seguros médicos y las farmacias para impedir mediante recurrentes trabas que el paciente reciba el medicamento necesitado, apoyado en estos fondos”.

Sánchez Roa dijo que es inexplicable que al cierre de año, el asegurado pierde estos recursos no utilizados aunque haya sido por negativas de la propia prestadora de servicios de seguro médico, lo que contribuye a disminuir la utilidad del seguro.

“El sistema de seguro médico es para la mayoría de los asegurados la única posibilidad de adquirir sus medicamentos, y en mucho de los casos para poder preservar su propia vida”, dijo.

La propuesta de ley está sustentada en el artículo 60 de la Constitución de la República, que establece el derecho de toda persona a la Seguridad Social, por lo cual el Estado estimulará el desarrollo progresivo de la Seguridad Social para asegurar el acceso universal a una adecuada  y eficiente protección en la enfermedad, discapacidad, desocupación y vejez.