Cardenal ve Código favorece delincuentes

Cardenal ve Código favorece delincuentes

POR LLENNIS JIMÉNEZ
El cardenal Nicolás de Jesús López Rodríguez dijo que cree en los derechos humanos, pero aplicados a todos los ciudadanos, no sólo a favor de los delincuentes, y deploró que, a su juicio, el nuevo Código Procesal Penal preserve más la vida del infractor que de la víctima.

Afirmó que la seguridad de la ciudadanía está por encima de cualquier cosa y es la principal función de la autoridad.

El arzobispo metropolitano de Santo Domingo calificó como un punto débil en el Código Procesal Penal, promulgado hace unos meses, que al parecer, quienes lo elaboraron se interesaran en proteger los derechos de los delincuentes.

López Rodríguez declaró que no se tiene que andar con tantas contemplaciones cuando no se es capaz de preservar la seguridad de los ciudadanos.

Expresó que en todas las estructuras ha habido siempre gente que salta a la ley, pero que parece ser que en hoy día lo que se trata justamente es de que se ha llegado a una civilización tal, sin haber alcanzado la elemental.

En otro orden, el cardenal manifestó que dada la violencia que afecta al país, es partidario de que se busque una respuesta desde el punto de vista de la fe.

Por lo que anunció que el 21 de noviembre, día de la solemnidad de Cristo Rey, harán una gran jornada nacional de oración por la paz.

Quieren que el tema se plantee en la eucaristía como garantía de paz y seguridad, tal como lo recomendó para este año el papa Juan Pablo II.

López Rodríguez expresó que los abispos acordaron que cada parroquia se comprometa a mover a sus fuerzas en una jornada de oración que puede estar precedida de otras modalidades, entre las que figuran el ayuno, como lo han sugerido algunos fieles.

Sostuvo que la actividad se está organizando bien, hay mucho interés en la gente y en los párrocos.

Sostuvo que para el día de la fiesta de Cristo Rey quieren convocar a toda la República Dominicana para que se tenga una jornada nacional de oración, ya que todos los obispos han coincidido en que el país debe recibir prepararon sobre la eucaristía, como lo propone su santidad.

Declaró que son las autoridades las que tienen que actuar contra la delincuencia, sin embargo, los obispos acompañan en todo el proceso con su solidaridad y oración.

Indicó que para ellos fue una demostración de fe, la marcha que hizo contra la criminalidad el pueblo de La Vega aprovechando el inicio del año eucarístico.

En otro orden, el cardenal dijo que en ciertos lugares la gente ha comenzado a hacer justicia por sus propias manos contra delincuentes. López Rodríguez precisó que se le contó como en una comunidad lincharon a tres delincuentes atracadores y la gente quedó pidiéndole a la policía que le entregaron otro para liquidarlo.

Aclaró que lamenta mucho que la gente se haga justicia por sus propias manos, pero que la realidad es que eso es lo que se está produciendo en sitios donde la delincuencia perturba a sus habitantes.