Campamentos de desplazados crecen en Haití

Campamentos de desplazados crecen en Haití

PUERTO PRINCIPE, Haití. AP. Muchos de los campamentos para haitianos desplazados por el terremoto de 2010 están creciendo de nuevo, incluso aunque la población total de desplazados se está reduciendo, según un estudio presentado el lunes.   

La Organización Internacional para las Migraciones (OIM), un grupo humanitario con sede en Ginebra apoyado por 155 gobiernos, dijo el lunes que 78 de los 243 campamentos que restan han aumentado su número de residentes.

Por ejemplo Petionville, uno de los distritos que conforman la zona metropolitana montañosa de Puerto Príncipe, experimentó un aumento menor, de 8.451 habitantes en diciembre a 8.498 en marzo.

Mucha gente ha señalado que se vio obligada a regresar porque no podía pagar las rentas en otras partes después que los subsidios de un año de duración se agotaron, reportó la IOM. La ayuda para la renta había sido apoyada por grupos humanitarios para que la gente saliera de los campamentos.

Algunas personas dijeron que volvieron a los campamentos para reunirse con integrantes de su familia. Otros dijeron que simplemente se mudaron de un campamento a otro.

“Este fenómeno, aunque siempre ha estado presente… se ha vuelto más visible últimamente”, dijo el reporte.

La OIM señaló que el número de gente que vive en asentamientos precarios alcanzó su pico varios meses después del terremoto con 1,5 millones de personas. Pero el número general de personas viviendo en esos campamentos ha descendido continuamente, y el nuevo reporte señaló que actualmente hay 137.543 personas, casi 9.000 menos que lo reportado en enero.

Los asentamientos improvisados solían estar por todas partes en Puerto Príncipe, en parques, canchas de fútbol, estacionamientos e incluso en los jardines de las avenidas. Ahora se han vuelto menos visibles por los subsidios para la renta y porque los propietarios de los terrenos donde se establecen han comenzado a echarlos.

A pesar de esto se pueden ver casas rudimentarias en callejones y en las montañas que rodean la capital, una metrópolis pululante de 10 millones de habitantes.

La OIM dijo que desconoce cuánta gente desplazada por el terremoto vive fuera de los campamentos.