Bases nuevo puente Lucas Díaz están socavadas por río  Nizao

Bases nuevo puente Lucas Díaz están socavadas por río  Nizao

POR ODALIS MEJIA
BANI.-
Las bases centrales del puente Lucas Díaz de la carretera San Cristóbal-Baní, aún sin estrenar, fueron socavadas por la crecida del río Nizao, que también destruyó el muro de gaviones y sacó parte de uno de sus aproches, lo que pone en peligro esa estructura.

En tres bases centrales del puente las barras de metal, que son las estructuras que ajustan hasta el suelo, se encuentran visibles debido a los grandes huecos provocados por la gran cantidad de sedimentos y agua que cruzó por el Nizao y que llegó a subir a 5,000 metros cúbicos por minuto debido a las lluvias ocasionadas por la tormenta Noel.

Mientras el río sigue recostado hacia la margen derecha, luego que cambiara su curso que antes de la tormenta estaba más al centro. En el Nizao también existe un problema de equilibrio en el suelo y los declives son muy comunes, lo que provoca mayor erosión.

El puente Lucas Díaz es parte de los trabajos de la construcción de la carretera San Cristóbal-Baní que ejecuta el Grupo Modesto. En la actualidad el tránsito se desenvuelve por el  puente viejo que está al lado.

En esa carretera el tránsito de camiones es muy intenso tanto para cargar los materiales que son utilizados en la construcción de la misma como aquellos que salen cargados desde las granceras que operan  en el área del Nizao.

La carretera San Cristóbal-Baní es una de las más peligrosa en el sur del país, debido a su estrechez y gran número de curvas que han ocasionado accidentes con frecuencia.

  Desde hace varios años, el gobierno ha iniciado su ampliación, pero la misma ha sido paralizada en algunas ocasiones por falta de recursos.