Atribuye a Jiménez Reyes plan contra
Orlando Martínez

Atribuye a Jiménez Reyes plan contra <BR>Orlando Martínez

POR DIEGO PESQUEIRA
El general retirado Joaquín Antonio Pou Castro y uno de sus hermanos dijeron ayer que el vicealmirante retirado y ex secretario de las Fuerzas Armadas, Ramón Emilio Jiménez Reyes, es el responsable principal del asesinato del periodista Orlando Martínez.

Pou Castro y su hermano, el coronel retirado Juan Pou Castro, dijeron que Jiménez es «un hombre irresponsable y cobarde ante la justicia».

Los hermanos Pou Castro hablaron con los periodistas en un momento de descanso durante la audiencia en casación conocida por la Suprema Corte de Justicia cuyo fallo se reservó.

Sostuvieron por separado que Jiménez fue la persona que alegadamente mandó a detener al periodista Martínez con la intención de darle un escarmiento para que no continuara hablando.

El general Pou Castro entiende que la «irresponsabilidad» de Jiménez es un gesto que denigra a las Fuerzas Armadas, puesto que entiende que debió presentarse ante los tribunales y decir que él fue quien ordenó la detención de Martínez.

El general Pou Castro admitió en el juicio que se le sigue que dirigió la operación la noche en que fue asesinado Martínez, pero siempre sostuvo que nunca tuvo la intención de asesinarlo, sino darle un escarmiento. Está condenado por el asesinato del periodista Martínez y ahora intenta una revisión en casación.

Alegó el general Pou Castro, además, que no se desmontó del vehículo en que viajaba junto a Mariano Cabrera Durán, Luis Emilio de la Rosa Beras y Rafael Alfredo Lluberes Ricart.

«Mi hermano simplemente cumplía una orden de sus superiores y lleva años preso, mientras que ahora ha sido dejado solo», precisó el coronel retirado Pou Castro.

Alegó el coronel Pou Castro, además, que llevaba más de 30 años sin poder hablar del caso y decir lo que entiende es la única verdad de los hechos.

Mientras que el general Pou Castro afirmó que «todos los jefes cuando se les habla de justicia se acobardan» y afirmó que desde el primer día dio a conocer su participación en el asesinato.

Entiende que en el proceso debió ser un simple testigo y no un acusado como se le ha tratado y condenado. Es por esto que entiendo que la justicia ha fallado y que es tiempo de corregir el error y de buscar a los verdaderos responsables del caso.

Entiende que los fiscales cometieron errores en la investigación.

«No puedo ser calificado de asesino porque no maté a nadie ni tampoco di esa orden. Reiteró que recibí una orden del coronel del J-2, Rodríguez Abreu y del secretario de las Fuerzas Armadas,» dijo Pou Castro.