Aboga acuerdo tripartito regule migración a PR

Aboga acuerdo tripartito regule migración a PR

El alcalde de Mayagüez, Puerto Rico, José Guillermo Rodríguez, abogó ayer porque la República Dominicana, Puerto Rico y los Estados Unidos firmen convenios laborales que faciliten que dominicanos puedan laborar legalmente en su país.

Estos inmigrantes, a juicio de Rodríguez, cubrirían las necesidades de mano de obra que existen en Puerto Rico. «Siempre he reclamado que habiendo unas oportunidades de empleo en Puerto Rico y habiendo necesidades de mano de obra, los gobiernos pueden ponerse de acuerdo para poder hacer unos convenios legales y poder certificar o validar a las personas que pueden hacer este tipo de trabajos».

Reiterando que existe una verdadera necesidad de empleomanía, Rodríguez aseguró que se deben crear las condiciones para que los dominicanos puedan viajar de forma legal y no tengan que arriesgar sus vidas.

«Hay que brindarles esas oportunidades que buscan ilegalmente; verdaderamente está la necesidad real y se puede canalizar de forma legal. Eso le conviene a ambos países, especialmente para las personas que hacen estos viajes de la forma más triste: arriesgando sus vidas,» dijo.

Rodríguez señaló que aunque no hay un número exacto las autoridades locales han estimado que más de cien mil dominicanos entran anualmente a Puerto Rico.

Manifestó que las autoridades de Mayagüez tienen una relación muy estrecha con la Casa Dominicana y que casi todos los dominicanos que se encuentran en Puerto Rico están radicados en San Juan.

En Mayagüez, sostuvo, hay cerca de cinco mil dominicanos que trabajan básicamente en el área de la agricultura. «Ellos desempeñan todo tipo de empleo, en el área oeste hay muchos que están en la agricultura trabajando. En el área metropolitana lo hacen en los hoteles y en las casas de las personas que viven en las urbanizaciones».

Definió la emigración como algo que transciende la realidad dominicana y estimó que las migraciones se deben básicamente a los factores económicos. Por ello, manifestó, las migraciones se dan desde y hacia todas partes.

«Continuamente, a través del mundo vemos estas distintas emigraciones, especialmente en busca de oportunidades económicas y de empleos. Los puertorriqueños lo hicieron hacia los Estados Unidos en la década del 40 y lo siguen haciendo. Eventualmente en Europa se está dando el fenómeno de las personas que entran ilegalmente; esa es una de las situaciones que están enfrentando ahora mismo los países europeos».