30 AÑOS DESPUÉS La Barranquita sigue sin rumbo

30 AÑOS DESPUÉS La Barranquita sigue sin rumbo

A casi 31 años de la celebración de Santiago 86, el complejo de obras deportivas La Barranquita, que sirvió de sede a las competencias de los XV Juegos Deportivos Centroamericanos y del Caribe, sigue siendo un dolor de cabeza para el movimiento deportivo local y para las mismas autoridades deportivas.
Sin planes conocidos públicamente para su rescate definitivo, La Barranquita cuenta con instalaciones que solo se utilizaron durante la celebración de la cita regional y que desde entonces han permanecido “prácticamente cerradas” o usadas ocasionalmente para actividades diferentes a las que originaron su construcción.
“El problema es la distancia, al que también se suma la inseguridad y el abandono al que fue sometido el complejo por las autoridades deportivas nacionales tras la celebración de los juegos”, dice Emmanuel García Musa, presidente de la Unión Deportiva de Santiago (Udesa).
Citó como ejemplo el caso del Pabellón de Boxeo, cuyos dirigentes prefirieron desarrollar sus actividades en un lugar sin condiciones en el entorno del estadio Cibao antes que trasladarse a La Barranquita.
Según explica García Musa, la Barranquita tiene un mal de origen y es que su construcción se hizo en un lugar distante de los sectores que hacen deportes en Santiago, la principal ciudad de la región Norte y la segunda en importancia de la República Dominicana.
“La Barranquita sigue siendo distante, además de insegura, pese que debemos reconocer que el flujo de personas ha mejorado un poquito con la instalación en sus terrenos de una extensión de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD)”, añadió.
Asegura que casi 31 años después de la celebración de los Centroamericanos y del Caribe, Santiago ha crecido hacia el este, el norte y el noreste y muy poco hacia el sur, que es donde está ubicada La Barranquita.
Entiende que si el complejo se hubiera levantado donde se construyó el proyecto habitacional que sirvió de villa y viceversa, “todo habría sido diferente y Santiago fuera hoy una potencia deportiva”.
Recuerda que otra de las opciones que se presentaron para levantar el complejo La Barranquita fueron los terrenos del Antiguo Aeropuerto del Cibao, ubicados estratégicamente en una área que circundan los barrios más populares de Santiago.
“La intención de quienes